Le Pen se niega a integrar al bloque de Zemmour para las legislativas

·3 min de lectura

París, 11 may (EFE).- La líder de la extrema derecha francesa, Marine Le Pen, se niega a integrar en su equipo para las legislativas de junio al bloque formado por el también ultraderechista Éric Zemmour porque, entre otras cosas, eso significaría "traicionar" a sus electores.

Preguntada este miércoles en una entrevista con la emisora RTL sobre cuál es su objetivo de cara a las legislativas del 12 y el 19 de junio, sabiendo que actualmente tiene solo 7 diputados en una Asamblea Nacional de 577, Le Pen respondió que quiere "tener un grupo para poder influir en la política del próximo mandato".

Para formar un grupo propio en la cámara baja hacen falta un mínimo de 15 diputados.

Señaló que "es imposible saber cuántos diputados tendrán unos y otros", pero en cualquier caso descalificó las propuestas de alianza de Zemmour, que afirma que juntos podrían conseguir un centenar de diputados: "Ese cálculo es totalmente absurdo".

"Todo eso es tan falso como decir que (Jean-Luc) Mélenchon será primer ministro", añadió en referencia a las ambiciones declaradas del líder de la coalición de izquierdas, que reúne detrás de su partido, La Francia Insumisa (LFI), a los ecologistas, los comunistas y los socialistas.

A su juicio, esas ambiciones constituyen "una estafa política" que responde a su intención de "existir" en la campaña, pero "Jean-Luc Mélenchon no será nunca primer ministro".

La candidata ultraderechista consiguió pasar a la segunda vuelta de las presidenciales en abril, en la que fue derrotada por Emmanuel Macron, después de haber obtenido en la primera vuelta un 23,1 % de los votos y de haber terminado ligeramente por encima de Mélenchon, que logró casi el 22 %. Zemmour se tuvo que contentar con el 7 %.

A la cuestión de cómo pretende conseguir un buen resultado sin asociarse con Zemmour, Le Pen dijo que serían "alianzas de aparato" que no funcionan porque las presidenciales han puesto en evidencia que "la unión se ha hecho en torno a mi candidatura".

Además, hizo hincapié en que muchos de los pretendientes a escaños en la Asamblea Nacional en el bloque de Zemmour están a favor de la reforma de las pensiones que promoverá Emmanuel Macron para retrasar la edad de jubilación voluntaria de los 62 años actuales a 65.

Ella defiende mantener la jubilación a los 62 años e incluso permitir la jubilación a los 60 para los que empezaron a trabajar antes de los 20 años. Por eso descartó la unión con Zemmour: "no quiero traicionar a mis electores".

En otra entrevista con el canal BFMTV, Jordan Bardella, el presidente interino de su partido, la Agrupación Nacional (RN), cargó contra Mélenchon, al que considera "descalificado para oponerse a Emmanuel Macron" porque en su coalición están "todos los que pidieron" el voto por Macron en la segunda vuelta para impedir que fuera elegida Le Pen.

Para Bardella, el RN es "la primera fuerza de oposición a Emmanuel Macron" y por eso pidió a los electores de Zemmour en las presidenciales que les voten para "salvar" el país.

Según una encuesta publicada por Les Echos, el bloque constituido en torno a Macron volverá a tener la mayoría absoluta en la Asamblea, con entre 310 y 350 diputados.

La nueva coalición de izquierdas se convertiría en la primera fuerza de oposición en la cámara baja con entre 135 y 165 diputados, mientras la derecha tradicional quedaría relegada con entre 50 y 70 y la RN aumentaría su representación, pero de forma limitada, con entre 20 y 40 escaños.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente