Pedro Sánchez ha hecho algo inédito en política: dar poder a sus antiguos enemigos

·3 min de lectura

Tras la dimisión de Adriana Lastra, a Pedro Sánchez le ha tocado remodelar su círculo de confianza de cara a prepararse para las elecciones generales de 2023. Y lo ha hecho, de una manera sorprendente, recurriendo a antiguos adversarios políticos que ahora parecen recuperados para la causa. Y esto no suele ser habitual.

Tradicionalmente, en la política bien se puede aplicar una de las frases más célebres de Juego de Tronos: "cuando juegas al Juego de Tronos, o ganas o mueres". El último ejemplo ha sido el de Boris Johnson, que ha caído tras un duro enfrentamiento con su propio partido.

Pedro Sánchez se está rodeando de antiguos rivales. (Photo By Gustavo Valiente/Europa Press via Getty Images)
Pedro Sánchez se está rodeando de antiguos rivales. (Photo By Gustavo Valiente/Europa Press via Getty Images)

No hace mucho, se vivía una situación similar en España, con Pablo Casado. Y es que tras ser sustituido por Feijóo, el político palentino ha desaparecido completamente de la primera línea. Antes, cuando él mismo se puso al frente del PP, la que vivió la misma situación fue la derrotada en las primarias, Soraya Sáenz de Santamaría.

Se trata, pues, de una regla no escrita de la política en la que los vencedores se quedan con el poder y colocan a sus personas de confianza en los cargos de responsabilidad y los perdedores se ven obligados a abandonar el primer plano de una forma discreta.

Pero los nuevos nombramientos de Pedro Sánchez no han seguido esa lógica. Son Patxi López y Pilar Alegría, dos personas que estuvieron enfrentadas al presidente en el pasado y que ahora hacen causa común. Una prueba de la fortaleza que ha ganado el madrileño en el partido en los últimos años.

En lo que se refiere a López, va a asumir la portavocía en el Congreso, un cargo de una gran trascendencia teniendo en cuenta que 2023 se presenta como un año muy cargado en el calendario electoral.

Patxi López va a ser el portavoz en el Congreso. (Photo By Eduardo Parra/Europa Press via Getty Images)
Patxi López va a ser el portavoz en el Congreso. (Photo By Eduardo Parra/Europa Press via Getty Images)

Cabe señalar que el antiguo lehendakari fue un gran apoyo de Sánchez hasta 2016, pero después se convirtió en rival, al presentarse a las primarias un año después. Sin embargo, el distanciamiento duró poco y López ha tenido varios cargos en la Ejecutiva en los últimos años.

Respecto a Pilar Alegría, asume la portavocía del PSOE, otro puesto de gran relevancia en los intentos socialistas de ganar votos de cara a los comicios. La política apoyó a Susana Díaz en las primarias en las que se enfrentó a Sánchez. Sin embargo, tras la derrota de su apuesta, supo acercarse al actual presidente y ganarse su confianza.

Finalmente, también se rumorea que Antonio Hernando podría tener un cargo de gran relevancia. Actualmente, es director adjunto del Gabinete de la Presidencia del Gobierno, pero no se puede olvidar que el madrileño fue el que defendió la abstención en la investidura de Mariano Rajoy, que provocó un cisma en el PSOE y la dimisión de Sánchez.

Por tanto, el madrileño se prepara rodeándose de gente que antes estuvo enfrente. Veremos qué tal le va.

EN VÍDEO I Caos en el Congreso: la reacción de izquierda y derecha tras aprobarse la Reforma Laboral con un error del PP

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente