El perfil bajo de Paula Echevarría en los últimos dos años

·9 min de lectura

No han sido unos meses fáciles para los actores, actrices y trabajadores en general del mundo del espectáculo. "No tengo trabajo ahora", decía en julio del año pasado Paula Echevarría, que aprovechó los primeros meses de pandemia para descansar y estar junto a su pareja, Miguel Torres, y su hija. Poco después, el 23 de septiembre de 2020, la asturiana anunciaba que estaba embarazada de su primer hijo en común con el futbolista y desde entonces, poco o nada la hemos visto en eventos públicos pese a que la industria ha ido reactivándose poco a poco, sobre todo en los últimos doce meses. Pero, ¿puede Paula 'vivir de lujo' incluso sin tener proyectos de interpretación a la vista?

MADRID, SPAIN - MAY 21: Paula Echevarria and Miguel Torres took advantage of the good weather in the capital to take a walk and run some errands with their son Miguel, on May 21, 2021, in Madrid, Spain. (Photo By Antonio Gutierrez/Europa Press via Getty Images)
MADRID, SPAIN - MAY 21: Paula Echevarria and Miguel Torres took advantage of the good weather in the capital to take a walk and run some errands with their son Miguel, on May 21, 2021, in Madrid, Spain. (Photo By Antonio Gutierrez/Europa Press via Getty Images)

La respuesta es: SÍ. Considerada una de las influencers más top de nuestro país (todo lo que luce Paula se agota al momento en las tiendas) y una de las actrices (sobre todo en televisión, medio en el que ha protagonizado grandes proyectos como Gran Reserva, Los Nuestros o Velvet) más deseadas por las productoras, lo cierto es que la intérprete apareció en la pantalla por última vez en 2019. Fue en la película Si yo fuera rico, protagonizada por Álex García y Alexandra Ximénes, donde tenía un papel secundario, y en el capítulo final de la secuela de Velvet, Velvet Colección, junto a su compañero inseparable en esa ficción, Miguel Ángel Silvestre

Aunque el cine y la tv no ha sido el lugar de trabajo de la actriz en estos últimos dos años, lo cierto es que Paula no ha dejado de lado otros negocios que le dan buenos y suculentos beneficios. Y nadie puede negar que Echevarría sigue siendo una de las influencers patrias con más tirón en redes sociales (tiene 3,5 millones de seguidores). En el último año ha trabajado en la nueva colección de su firma de ropa Space Flamingo, que ha lanzado este otoño (la primera colección agotó existencias de algunas prendas en horas), y sigue con sus tareas como influencer e instagrammer, aunque quizá posteando menos de lo que lo hacía antes (seguramente porque ahora con un bebé tiene mucho menos tiempo y también le gusta subir fotos más familiares que las que subía antes, algo que hace las delicias de sus seguidores), que le reportan grandes alegrías económicas y son todo un filón para ella pese a no tener trabajos como actriz desde hace tiempo. 

La revista Semana publicaba en 2020 en un reportaje donde indagaba sobre lo que cobraban las influencers por aparecer en esta red social, que Paula Echevarría cobraría supuestamente unos 10.000 euros por paquete de post y dos imágenes. La hemos visto además como embajadora de Pantene y de otras marcas de belleza como Cocunat, y además ha dedicado estos meses a nuevas aficiones, como el ballet, que hace tan solo unos días lo contaba en sus stories.

Sin proyectos en cine o tv a la vista

Esta claro que las redes (que incluyen publicidad y campañas con marcas de belleza y moda) y su marca de ropa son ahora mismo las grandes fuentes de beneficios de la intérprete asturiana, pese a que ella sigue soñando con volver a ponerse delante de una cámara, que es lo que más le gusta en el mundo. En junio de 2019 se anunció que Paula protagonizaría la miniserie Después del amor, basada en la novela de Sonsoles Ónega con la que ganó en 2017 el Premio Fernando Lara. Se trataba de una serie de tres capítulos y que iba a ser la gran apuesta de Mediaset para 2020, y tendría que haber comenzado a grabarse en el tercer trimestre de 2019. Pero en febrero de 2020, apenas un mes antes de decretarse el estado de alarma, la Cadena Ser anunciaba que el grupo había decidido dejar la producción en stand by y por el momento no se sabe cuándo se retomará este proyecto que tanta ilusión hacía a la asturiana. 

Así las cosas y con una pandemia de por medio que nos metió a todos en casa durante varios meses, Paula no tiene ningún proyecto (al menos que se haya hecho público. En la web imbd, especializada en cine, no aparece ninguno previsto) a la vista ni en cine ni en televisión. Es cierto que en el último año sí que se han rodado unas cuantas películas y series en nuestro país (y sino que se lo digan a Mario Casas, a José Coronado o al propio Miguel Ángel Silvestre), pero la ex mujer de David Bustamante no tiene, al menos por ahora, ningún papel en ciernes. "Entre la pandemia y el embarazo llevo mucho tiempo sin actuar. Tengo ya mono", decía hace unos días en el programa radiofónico de Angels Barceló.

Ni un evento desde hace año y medio

Tras un verano de incertidumbre, el 23 de septiembre de 2020, momento en el que Paula esperaba retomar su agenda como actriz, anunció en sus redes sociales que esperaba su primer hijo junto a su pareja, el ex futbolista y hoy comentarista deportivo Miguel Torres. La noticia llevaba unas horas circulando por las redacciones y fueron ellos los que lo confirmaron en Instagram con una preciosa foto junto a Daniella, la hija que Paula tiene con David Bustamante. Algo más de dos meses antes de dar la bonita noticia familiar, Paula asistió al que sería su último photocall hasta ahora. Fue como invitada al estreno de la película Padre no hay más que uno 2, dirigida y protagonizada por Santiago Segura. Allí posó de lo más sonriente vestida con un diseño estampado y allí precisamente aseguraba que en septiembre comenzaría de nuevo a trabajar. 

Justo unos días después, Paula y Miguel, que disfrutaban de sus vacaciones estivales en la localidad malagueña, asistían a la Starlite Gala de Marbella, donde la actriz -que lució espectacular con un vestido rojo y pendientes y collar de perlas- recibió un premio muy especial por su implicación y ayuda en diferentes causas solidarias y asociaciones como Juegaterapia o la Fundación Cris contra el Cáncer. "Lo que yo hago por las asociaciones con las que trabajo es una parte super pequeñita comparado con lo que hace mucha gente que, a lo mejor, no tiene la misma visibilidad que yo. En el fondo me considero una afortunada porque con poco puedo hacer mucho, porque puedo dar visibilidad que es al final lo que muchas veces necesitan", dijo con emoción al recibir el galardón. 

MADRID, SPAIN - DECEMBER 18: Paula Echevarria attends 'Velvet Collection' photocall at Teatro Barcelo on December 18, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Europa Press Entertainment/Europa Press via Getty Images)
MADRID, SPAIN - DECEMBER 18: Paula Echevarria attends 'Velvet Collection' photocall at Teatro Barcelo on December 18, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Europa Press Entertainment/Europa Press via Getty Images)

Desde ese día no hemos vuelto a ver a Paula Echevarría en ningún acto social, en ninguna fiesta (no ha habido muchas, pero sí alguna, como la de la revista Elle de hace unos días en Sevilla que congregó a un buen número de rostros conocidos) ni en ningún photocall ni como invitada ni presentando alguna de sus campañas (cuando en 2019, por poner un ejemplo, solo en noviembre y diciembre fue a dos photocalls de diferentes eventos, dos fiestas de revistas de moda, un estreno de una película y la presentación del final de Velvet Colección). 

Durante los meses de embarazo, Paula disfrutó de su familia como quizá nunca había hecho. Mucho tiempo junto a su pareja y su hija mayor, con la que se lo pasa en grande yendo de compras; algunas salidas a Tacha Beauty (su centro de belleza favorito), alguna escapada a Asturias (pocas porque había restricciones de movilidad) y alguna que otra cena con su pandilla de amigos más cercanos (recordemos que hasta antes de verano de 2021 no se permitían reuniones grandes). Y si en esos nueve meses poco o nada la hemos visto, mucho menos desde que dio a luz a su pequeño Miki el 11 de abril de este año. Su vida casi ha dado un giro de 180 grados, al menos por ahora. 

Un cambio total de vida

Como es normal, Paula se quiso tomar el verano para estar con su bebé y Miguel Torres y parece que pasaron uno de los mejores veranos de su vida en Marbella, donde se instalaron durante varias semanas. Nada de ir a Ibiza como en años anteriores, la familia prefirió la tranquilidad malagueña y allí salieron en contadas ocasiones a cenar con algunos amigos. "El descanso de los guerreros, hasta que la camarita se vuelva a encender", bromeaba la actriz con una foto de ella y Miguel relajados pero con la cámara que vigilaba a su pequeño al lado. Con Miguel, Miki y Daniella han hecho alguna escapada a Toledo, para visitar un pueblo medieval donde se lo pasaron en grande, y con 'la Junta' (su grupo de amigos entre los que están Marta Hazas o Fernando Andina), Paula y Miguel han salido a comer en Madrid (y siempre con el peque en brazos, que ya es el muñequito de toda la pandilla).

En estos siete meses desde que nació su hijo, Paula ha ido poco a poco retomando algunos compromisos profesionales con algunas marcas de las que es embajadora, como Pantene, y hasta se ha llevado al pequeño al set de rodaje para grabar una promo, ya que le dio el pecho en los primeros meses de vida. "Primer día de trabajo después del parto, con mi mochuelito al hombro, feliz", escribía la actriz dos meses después de nacer Miki. Además, en este tiempo, la intérprete ha estado ocupada en un proyecto, eso sí personal: su nueva casa en Asturias. Según ella misma publicaba hace unos días en Instagram, ha reformado una casita en Candás, la tierra que adora y que la vio nacer y donde ahora tendrá un refugio para huir del estrés de la capital y estar muy cerquita de sus padres y amigos de toda la vida.

Y si hay algo que cabe destacar en estos últimos meses de Paula es su sentido del humor y la naturalidad con la que se muestra en Instagram (la única red social que tiene y la que le proporciona grandes 'alegrías' en lo que a beneficios se refiere). Es habitual que suba memes y chistes a sus stories y trata de tomarse las cosas con distancia, y por supuesto, tras el embarazo quiso mostrarse tal cual y enseñó su cuerpo sin complejos, así como el deporte que hace para volver a estar en forma, algo que muchos alabaron en se momento. Para Paula Echevarría ahora lo primero es su familia y sin duda, está disfrutando de este tiempo de 'parón' profesional (en algunos aspectos, no en todos) al máximo. 

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente