Partidos mexicanos adoptan estrategia del escándalo en campañas electorales

Agencia EFE
·2 min de lectura

Ciudad de México, 6 abr (EFE).- Los partidos políticos de México adoptaron el escándalo y las descalificaciones como estrategia para captar votos rápidamente al iniciar las campañas electorales, denunció este martes la Comisión Mexicana de Derechos Humanos (CMDH).

"Los escándalos protagonizados por artistas (...) buscan captar votos por la fama de los personajes públicos y no por la seriedad de sus propuestas y plataformas políticas, una mala estrategia de los partidos políticos", dijo el presidente de la CMDH, René Bolio, en conferencia de prensa.

Bolio presentó un primer análisis sobre el inicio de las campañas políticas en México y anunció la participación de la CMDH como observadores electorales en el proceso del próximo 6 de junio, cuando 94 millones de mexicanos están llamados a las urnas para elegir a los 500 diputados federales, 15 de 32 gobernadores estatales, 30 congresos locales y 1.900 ayuntamientos, en lo que se consideran las elecciones más grandes del país.

El polémico caso del actor de televisión y candidato a diputado federal por el Partido Redes Progresistas (RSP) Alfredo Adame abre el proceso tras difundirse un audio donde presuntamente explica como se apropiará de recursos de su campaña electoral.

"Lo que estamos viendo es como a través del escándalo los partidos políticos, sobre todo los de reciente creación, están buscando desarrollar todo tipo de estrategias para llamar (la atención) en medios tradicionales y en redes sociales", señaló Bolio.

En la presentación del programa "Justicia Electoral 2021, Desafíos de las Plataformas Digitales en la Promoción de Valores Participativos y Democráticos", que busca dar seguimiento al proceso electoral, Bolio dijo que su principal objetivo será "observar y evaluar la actuación de las autoridades electorales.

Entre ellas, el Instituto Nacional Electoral (INE) o el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), así como de la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales (FEDE), mediante la implementación, utilización y fomento de las nuevas tecnologías en las diferentes etapas del proceso electoral 2020-2021.

"El gran reto es ver cómo se adaptan las campañas políticas bajo un contexto inexplorado que trajo consigo la emergencia sanitaria de la covid-19 y bajo este escenario no existe experiencia en nuestro país", indicó el presidente de la CMDH.

Sobre el proyecto que la organización implementó para la Observación Electoral, Bolio señaló que "se debe tener cuidado para que la invasión de los partidos políticos en redes sociales no ponga en riesgo los datos personales y biométricos de la ciudadanía que se pueden obtener mediante la respuesta a formularios".

Además dijo que vigilará que los partidos políticos desarrollen sus campañas alineadas a la legislación vigente y buscará evitar los abusos en redes sociales "debido a la utilización de recursos tecnológicos que aún no están legislados".

La CMDH es un Organismo de la Sociedad Civil (OSC), independiente de todo partido político y de toda organización religiosa. Se fundó en 1988, cuatro años antes de que se creará en México el primer organismo público nacional de Derechos Humanos.

(c) Agencia EFE