El parking de coches más avanzado del mundo está en China y funciona así desde 2017

Dentro de no mucho tiempo, eso de hacer maniobras en un parking y observar con incertidumbre a las traicioneras columnas y demás coches será cosa del pasado. De hecho, en China ya disponen de un edificio que cuenta con un sistema de aparcamiento automático gracias a la tecnología.

Entró en funcionamiento en la ciudad de Nanjing en el año 2017 de la mano de la empresa tecnológica Shenzhen Yeefung y se desarrolla a través de una plataforma que se sitúa debajo del coche una vez que los pasajeros se han bajado. Posteriormente, en pocos segundos mueve automáticamente el vehículo y lo lleva hasta la plaza libre que le corresponda.

Este parking vanguardista cuenta con 57 plazas de aparcamiento y dos plataformas robóticas que desplazan a los coches por las instalaciones. Está construido en un centro comercial cerca de una parte emblemática de la ciudad como es el Templo de Confucio y tiene 2.400 metros cuadrados.

Los conductores han de dejar los coches en la primera planta y las plataformas, que son planas y con ruedas, transportan los vehículos por el parking. Si tienen que llevarlo hasta otra planta, utilizan unos ascensores inteligentes que suben y bajan desarrollados por la misma empresa china.

Las imágenes, distribuidas en Twitter por @alvinfoo y en Youtube por Shenzhen Yee Fung Automation Technology, dan una gran sensación de futurismo, pero se trata de una realidad que ya disfrutan desde hace algunos años los usuarios de dicho centro comercial. La pregunta es la siguiente: ¿cuándo se extenderá esta tecnología y será habitual verla en numerosos aparcamientos?

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente