Paraguay y Brasil dan un golpe al narcotráfico con la destrucción de 836 toneladas de marihuana

·1 min de lectura

836 toneladas de marihuana destruidas en un operativo entre Paraguay y Brasil. Un golpe al narcotráfico trasnacional de más de 25 millones de dólares estadounidenses.

La operación conjunta de la Secretaría Nacional Antidrogas de Paraguay y la Policía Federal brasileña culminó el pasado domingo con la destrucción de numerosas plantaciones de marihuana y la desarticulación de 103 campamentos narcos en el departamento fronterizo de Amambay.

"El operativo consiste en la erradicación de cultivos ilícitos de marihuana en la zona. Como pudieron ver hay bastante cantidad de parcelas activas en la zona y nuestro trabajo en sí es erradicar todo el cultivo ilícito y quemar todos los enseres que podemos encontrar en la zona y si da la situación aprehender a los autores", cuenta Aldo Pintos, Teniente Coronel de la Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD).

La ciudad estuvo azotada por una ola de violencia en las últimas semanas que terminó con el asesinato del alcalde a manos de sicarios. Esta operación pretende ponerle freno, detectando las actividades ilícitas sospechosas y estableciendo controles disuasorios.

Francisco Ayala, portavoz de SENAD, explica que "la intención de estas acciones es la de ir frenando este tipo de actividades mediante controles y patrullas en diferentes puntos de la ciudad de Pedro Juan Caballero, en paralelo a otros tipos de intervenciones que se están realizando en zonas rurales."

En los últimos tiempos Paraguay se ha convertido en uno de los puntos clave de una ruta de la droga entre Bolivia y Argentina con destino a Europa.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente