El mensaje del Papa a los antimascarillas: “Incapaces de salir de su pequeño mundo”

M. J. Arias
·2 min de lectura

El próximo 1 de diciembre saldrá a la venta Let Us Dream: The Path to a Better Future, un libro cocinado durante este verano y en el que el biógrafo papal Austen Ivereigh recoge conversaciones mantenidas con Francisco I en las que hablan sobre diversos temas de actualidad. Uno de esos temas, como no podía ser de otra forma, es el coronavirus y cómo la sociedad en su conjunto está haciendo frente a la pandemia. Un análisis de la situación que, incluye, como han avanzado varios medios, un mensaje claro y contundente a quienes se oponen a las medidas para frenar el avance del virus.

En un nuevo libro, Francisco I habla sobre diversos temas de actualidad y cómo la sociedad está haciendo frente a la pandemia. (Foto: AP Photo/Gregorio Borgia)
En un nuevo libro, Francisco I habla sobre diversos temas de actualidad y cómo la sociedad está haciendo frente a la pandemia. (Foto: AP Photo/Gregorio Borgia)

El Papa, que ha sido criticado en diversas ocasiones a lo largo de este año por no usar la mascarilla en algunos actos públicos debido a la distancia, se ha referido a las protestas que se han visto en diversos lugares del mundo contra las medidas anti-COVID de manera muy dura en un claro mensaje a quienes las han protagonizado y siguen haciéndolo.

“Algunas de las protestas durante el coronavirus han sacado a relucir un espíritu airado de victimización, pero esta vez entre personas que son víctimas solo en su propia imaginación: las que afirman, por ejemplo, que verse obligadas a usar una mascarilla es una imposición injustificada por parte del Estado, pero que olvidan o no se preocupan por aquellos que no pueden depender, por ejemplo, de la seguridad social o que han perdido su trabajo”, cita NPR.

Dice el Sumo Pontífice que son “personas que viven del agravio, pensando solo en sí mismas” y que “nunca encontrarás gente así protestando por la muerte de George Floyd, o uniéndose a una manifestación porque hay barrios marginales donde los niños carecen de agua o educación, o porque hay familias enteras que han perdido sus ingresos. Sobre tales asuntos, nunca protestarían; son incapaces de salir de su propio pequeño mundo de intereses”.

Pero no carga solo el Papa contra esos ciudadanos que han salido a la calle, también lo hace contra los gobiernos que han priorizado la economía a la salud y la vida sin llegar a mencionar a ningún dirigente o país concreto. “¿Qué importa más: cuidar a la gente o mantener en funcionamiento el sistema financiero?”, se pregunta. Como también tiene palabras duras para quienes han aprovechado la crispación y la situación de pandemia para avivar fuegos como el de la xenofobia.

Además, Francisco I, como señalan en Market Watch, utiliza el coronavirus como metáfora, como circunstancia para que cada persona se pare a pensar en “lo que necesita cambiar: nuestra falta de libertad interna, los ídolos que tenemos, las ideologías por las que hemos tratado de vivir, las relaciones que hemos descuidado…”.

EN VÍDEO | El Papa dice que el chisme es peor que COVID