La pandemia pone en peligro los sistemas de observación meteorológica

La ONU advirtió este jueves que la disminución del tráfico aéreo provocada por el nuevo coronavirus afecta la recogida de información de fenómenos meteorológicos como lo huracanes.

Desde que empezó la pandemia, el número de medidas tomadas por los aviones comerciales retrocedió entre un 75 y un 80% de media, y hasta un 90% en algunas regiones del globo, como en los trópicos o en el hemisferio sur.

"Cuando llega la temporada de huracanes en el Atlántico, la pandemia de COVID-19 supone un desafío suplementario", dijo el secretario general de la Organización Meteorológica Mundial (OMM), Petteri Taalas, citado en un comunicado.

"Por eso es esencial que los gobiernos presten atención a sus capacidades nacionales de alerta precoz y de observación meteorológica", subrayó el responsable de esta organización de la ONU.

Los servicios y productos meteorológicos que los países ofrecen a sus ciudadanos se basan en el sistema mundial de observación de la OMM.

Este sistema reúne información gracias a 30 satélites meteorológicos, 200 satélites de investigación, más 10.000 estaciones meteorológicas en la superficie, mil estaciones aerológicas (en altitud) y 7.000 navíos.

A ellos se suman 3.000 aeronaves comerciales que miden los parámetros clave sobre la atmósfera, las tierras emergentes y la superficie de los océanos.