Países Bajos traslada a Alemania a pacientes con coronavirus ante el aumento de casos

·3 min de lectura
Un hospital de la ciudad portuaria de Róterdam, en el oeste de Países Bajos. (Photo: EFE/EPA/PHIL NIJHUIS)
Un hospital de la ciudad portuaria de Róterdam, en el oeste de Países Bajos. (Photo: EFE/EPA/PHIL NIJHUIS)

Dos pacientes neerlandeses con coronavirus han sido trasladados este martes a un hospital alemán, al otro lado de la frontera con Alemania, por la creciente saturación hospitalaria en Países Bajos y el aumento de los contagios con coronavirus, que ya superan los 21.000 diarios.

Como ocurrió en olas anteriores que provocaron saturación hospitalaria, Países Bajos ha empezado este martes a transferir pacientes al país vecino “para crear espacio y que haya camas de UCI disponibles para pacientes de covid-19, y también para la atención regular”, ha señalado Monique Jacobs, del Centro Nacional de Coordinación para la Distribución de Pacientes.

Según recoge la televisión neerlandesa NOS, el primer paciente ha sido derivado esta mañana desde un hospital de la ciudad portuaria de Róterdam, en el oeste de Países Bajos, hasta la ciudad alemana de Bochum, en el estado de Renania del Norte-Westfalia.

Ha lamentado que el número de contagios está también aumentando en Alemania, pero “los hospitales al otro lado de la frontera todavía tienen 20 camas para recibir pacientes neerlandeses”, un dato que se habla a diario entre las autoridades de ambos países.

El momento en que se negará la entrada a pacientes

Esto llega solo un día después de que el ministro en funciones de Sanidad, Hugo de Jonge, asegurara que Países Bajos está “muy lejos” del momento en el que haya pacientes enfermos a los que se niegue la entrada a los hospitales porque estén llenos.

Pero Bianca Buurman, presidenta de la asociación de enfermeras y cuidadores (V&VN), ha advertido de que el país tendrá que lidiar con una “situación de código negro” dentro de dos o tres semanas, a menos que los contagios disminuyan, porque “la presión aumentará mucho, y ahora es casi imposible admitir pacientes, ubicarlos y brindarles toda la atención”.

Buurman ha asegurado este lunes que “todavía hay espacio”, pero se espera “una gran afluencia de pacientes”, y ha calculado que es factible una capacidad de UCI ampliada de 1.150 camas, o incluso 1.350 “durante un periodo corto de tiempo”, lo que depende de la disponibilidad del personal sanitario, “si bien ahora hay un absentismo cada vez mayor por enfermedades”.

Más violencia por parte de pacientes y familiares

Por otro lado, la organización profesional de cuidadores y enfermeras NU′91 ha denunciado este martes que el personal de los hospitales se enfrenta a cada vez más violencia por parte de pacientes y sus familias desde que se imponen restricciones en el país, “se trata de intimidación, insultos e incumplimiento de las medidas”.

El grupo de asesores del Gobierno en pandemia (OMT) ha advertido de que “la única manera” de evitar medidas aún más estrictas y un confinamiento total es “cumplir mejor con las medidas básicas actuales”. Estas incluyen la distancia interpersonal, mascarillas en interiores de acceso al público, test en caso de síntomas, y el uso del pase covid para prácticamente toda la vida social.

Aunque la tasa de contagios es alta (en torno a 21.000 positivos por día) y los ingresos hospitalarios siguen aumentando, el OMT no recomendó introducir nuevas restricciones, aunque no expone las razones por las que cree que otro paquete de medidas vaya a ser menos efectivo. El próximo viernes se reúnen los expertos para ver si hay un cambio de opinión.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente