Buscan consenso en los Países Bajos para excluir a los no vacunados de la vida social

·4 min de lectura

La Haya, 16 nov (EFE).- Un Parlamento neerlandés dividido debatió hoy una propuesta del Gobierno para excluir del pase covid a personas no vacunadas aunque tengan una prueba negativa, mientras aumenta la presión hospitalaria y suben los contagios, en especial entre niños de Primaria.

El teletrabajo y las bajas temperaturas, con una sensación térmica de apenas 2 grados este martes, han hecho gran parte del trabajo manteniendo a la población en casa. Los comercios, restaurantes y el transporte público estaban menos abarrotados de lo habitual, y ni siquiera los escépticos de la covid-19 se han concentrado frente al Parlamento durante el debate.

Según ha podido comprobar Efe, cerca de una veintena de personas se han dado cita ante la sede temporal del Parlamento, cerca de la estación central de La Haya. Un joven sujetaba un ordenador portátil para mostrar en bucle una sucesión de vídeos de debates, ruedas de prensa y declaraciones del ministro de Sanidad, Hugo de Jonge, durante la pandemia.

Otra mujer, protegida del frío con una gorra debajo de la capucha y un cigarro en la mano, mantenía levantada la bandera del municipio de pescadores de Urk, que tiene los peores datos de vacunación de Países Bajos, por una cuestión religiosa. “Urk por la libertad”, rezaba.

“¿Qué votaría Jesús, Carola?”, se preguntaba otro hombre en un cartel, aludiendo a la viceprimera ministra y ministra de Agricultura, Carola Schouten, de Unión Cristiana, partido socio del gobierno en funciones que lidera el primer ministro liberal Mark Rutte.

Efectivos de la Policía y la Gendarmería holandesas estaban desplegados frente al Parlamento, alerta a cualquier movimiento o manifestación no autorizada contra las restricciones, en un ambiente de tensión creciente por las medidas que dejan a los no vacunados cada vez más alejados del resto de la población, con un 82,4% de ciudadanos con pauta completa.

Después de reintroducir a principios de este mes la distancia interpersonal, el uso de mascarillas en interiores y ampliar el uso del pase covid, los contagios no se han frenado, sino que más bien se han disparado a niveles récord en pandemia.

Cuando se anunciaron estas medidas, el 2 de noviembre, los contagios diarios rozaban los 7.000, pero este martes, el Instituto de Salud Pública (RIVM) ha informado de 20.252 positivos en 24 horas, el dato más alto documentado desde marzo de 2020.

En los últimos siete días, hubo 110.000 casos positivos, un 44% más que la semana anterior, con la peores cifras entre grupos de niños: más de 11.000 adolescentes de entre 10 y 14 años han dado positivo, un 10,1% de todos los casos; les siguen unos 9.400 niños de entre 5 y 9 años, el 8,6% del total.

Además, los ingresos hospitalarios han subido a 2.071 pacientes, el dato más alto desde mayo. Unos 385 están en las UCI.

Estos datos obligan al gobierno a tomar nuevas medidas, centradas en aislar a los no vacunados con el sistema 2G: el pase covid solo sería válido para personas vacunadas o recuperadas de la covid-19, dejando fuera a aquellos que den negativo en una prueba, hasta ahora incluidos en el pase covid.

La medida se votará la próxima semana. En el gobierno, los liberales del primer ministro neerlandés, Mark Rutte (VVD) y los progresistas D66 están a favor, pero los democristianos (CDA) y la Unión Cristiana no están convencidos.

La Unión Cristiana propone un sistema 1G: todos, vacunados o no, deben hacerse una PCR para acceder a lugares de alto riesgo, como bares y festivales.

Pero el ministro de Sanidad no cree que sea una buena idea. "Eso significa que habrá que hacer más de 800.000 test al día, eso si la gente sigue dispuesta a ir a los restaurantes", dijo.

Al menos un 55% de los neerlandeses apoyan la introducción de la política 2G, y un 31% está en contra, según una encuesta de la agencia I&O Research, que también señala que un 57% de la población ya no tiene o solo tiene confianza limitada en el Ejecutivo para gestionar la pandemia. Este dato era solo del 36% en octubre.

Mientras se deciden los siguientes pasos, el gobierno ha presentado hoy un nuevo paquete de apoyo financiero de 1.300 millones de euros para empresas afectadas por las restricciones.

Los negocios con una pérdida de facturación de al menos el 30% recibirán una asignación para costes fijos en el cuarto trimestre; los organizadores de eventos tendrán acceso a un subsidio; y las instituciones culturales recibirán una compensación de hasta el 55% por venta de entradas.

De todos modos, la economía nacional creció un 1,9% en los meses de verano, en comparación con el segundo trimestre de 2021, mejorando incluso niveles prepandemia gracias al aumento del gasto privado y público, aseguró hoy la Oficina Central de Estadísticas (CBS).

Imane Rachidi

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente