Oslo prohibirá que los coches circulen por sus calles en el año 2019

WTB

Madrid se ahoga en contaminación. Barcelona también ha tenido serios problemas este año. E incluso en ciudades en las que suele llover habitualmente, como Oviedo, se han tenido que tomar medidas anti polución.

Parece que el exceso de gases como el CO2 o el dióxido de nitrógeno en las grandes ciudades va a ser la tónica habitual en los próximos años. Hasta que los políticos decidan tomar acciones radicales al respecto. Como la que se ha aprobado en Oslo.

Oslo



En la capital de Noruega las medidas actuales saben a poco. Prohibir el aparcamiento o hacer que los coches no puedan circular dependiendo del número de se matrícula son parches temporales que no solucionan el problema. Por eso la alcaldesa Marianne Borgen ha anunciado que para 2019 ningún vehículo que utilice combustible derivados del petróleo podrá circular por la ciudad.

Borgen, del partido socialista, ha secundado la medida que fue propuesta por el partido de los verdes. Además de la prohibición, en el mismo pleno se aprobó la construcción de 56 kilómetros de carriles para bicicletas y un aumento de la partida presupuestaria dedicada al transporte público.

Oslo tiene una población de 600.000 habitantes y cerca de 350.000 vehículos. En la actualidad, por sus calles transitan unos 20.000 coches eléctricos, que pueden repostar de manera gratuita en los cientos de postes de recarga gratuita disponibles por toda la ciudad.

Con la prohibición de los coches de gasolina y diesel, Oslo espera que obligar a todos sus ciudadanos a adquirir vehículos eléctricos, a que utilicen bicicletas o a que opten por el transporte público.

El objetivo es que para 2020 haya el 50% de emisiones de CO2 de las que había en 1990. No todo el área metropolitana de Oslo se verá afectada por la medida. En las afueras, en las que se concentran gran número de centros comerciales, se seguirá pudiendo ir en coches antiguos.

La norma no ha gustado a todo el mundo. La cámara de comercio de la capital ha emitido un comunicado en el que expresa su preocupación por el impacto económico de la norma, ya que 11 de los 57 grandes centros comerciales de la ciudad se encuentran en la zona prohibida.














Te pueden interesar

- Las personas que comparten frases profundas en Facebook son menos inteligentes que la media

- Lo que ocurre en nuestras articulaciones cuando crujimos los dedos

- El abrazo de agradecimiento de una mendiga emociona a miles en la Red