Os presentamos a Ava, una mujer escocesa de la Edad del Bronce

Las técnicas de reconstrucción facial han avanzado mucho en los últimos años. Desde las figuras de algunos de los más célebres faraones egipcios hasta los restos de Ötzi, encontrados en los Alpes y datados hace más de 3.000 antes de Cristo, las últimas tecnologías en 3D han conseguido ofrecernos una visión bastante aproximada de cómo era el aspecto de sus rasgos faciales o su morfología.

La última reconstrucción, que podéis contemplar encabezando este artículo, pertenece a una joven mujer escocesa de unos 20 años, a la que se conoce como “Ava” puesto que sus restos fueron encontrados en el yacimiento de Achavanich, en Caithness, uno de los condados del norte de Escocia.

El proceso, realizado por artista forense Hew Morrison de la Universidad de Dundee, ha sido complicado puesto que al cráneo de esta mujer de la Edad de Bronce le falta la mandíbula inferior, que no se encontró en el yacimiento.

Los análisis forenses indican que Ava vivió hace 3700 años en uno de los periodos iniciales de la edad de Bronce conocido como Cultura del vaso campaniforme. La reconstrucción facial a partir de los restos óseos encontrados en el yacimiento ha utilizado diversas técnicas de “morphing” apoyadas además en estudios antropológicos y una extensa base de datos de rasgos faciales que coincidieran con las dimensiones del cráneo.

Por poner un ejemplo, para determinar el tamaño de los labios se han utilizado varios parámetros como la longitud del esmalte de los dientes o el ancho de la boca desde la posición de los dientes.

Por supuesto, en una reconstrucción de este tipo siempre hay lugar para la interpretación puesto que no todos los rasgos se pueden extraer o deducir con seguridad a partir de los pocos restos con los que contamos. El color de la piel o del pelo son elementos que se han realizado como posibles aproximaciones a cómo pudieron ser realmente, pero en la actualidad resulta imposible saber a ciencia cierta si realmente fueron así.

Lo que no cabe duda es que Ava debió de ser una mujer muy especial. Su enterramiento se realizó en la roca, y no en el suelo como solía ser habitual en este periodo, y su tumba se hallaba muy decorada, lo que nos indica que esta joven fue tratada de una manera más cuidada por algún motivo que aún sigue siendo un misterio.

Referencias y más información:

Steven McKenzie Facial reconstruction made of Bronze Age woman ‘Ava’ BBC News

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines