La oposición uruguaya pide un gran acuerdo nacional para salvar la crisis por el COVID-19

Montevideo, 19 may (EFE).- El Frente Amplio (FA), coalición de izquierdas que gobernó Uruguay entre 2005 y 2020, presentó este martes un amplio paquete de medidas al Ejecutivo de este país para lograr un "gran acuerdo nacional" que haga frente a la crisis provocada por el COVID-19.

El presidente del FA, Javier Miranda, envió al mandatario uruguayo, Luis Lacalle Pou, el documento "Propuestas para un plan estratégico nacional en respuesta al impacto de la pandemia", elaborado por un equipo que coordina el expresidente Tabaré Vázquez (2005-2010 y 2015-2020), según informaron a Efe fuentes de la coalición izquierdista.

"Las demoras en adoptar una hoja de ruta tendrán altos costos sociales y altos costos como país", denuncia el texto, que pide un gran "acuerdo nacional" que incluya "políticas de Estado" en las que se impliquen todos los sectores políticos, así como "el esfuerzo conjunto de la sociedad".

En casi cien páginas, el escrito plantea tres escenarios diferentes de desarrollo de la pandemia y propuestas a nivel sanitario, económico, social y cultural.

El documento propone crear "un subsidio equivalente a un salario mínimo nacional que dure el mismo tiempo que la cuarentena" para trabajadores "que no se encuentren registrados en el Ministerio de Trabajo y en la Seguridad Social".

El texto añade que este subsidio, de 16.300 pesos uruguayos (unos 356 dólares) deberá incluir a todos los trabajadores "no subordinados" (autónomos) y a "quienes se encuentran en la informalidad", que rozan el 24 % en Uruguay, según el propio documento.

Uruguay, en "emergencia sanitaria" desde el 13 de marzo, no decretó la cuarentena obligatoria, pero sí exhortó a la población a no salir a la calle, por lo que el FA propone esta ayuda mientras dure la emergencia.

Además, el equipo liderado por Vázquez pide suspender el recorte del gasto público que, denuncia, se mantiene.

El FA apuesta por la obra pública "como uno de los vectores de la necesaria reactivación económica y respuesta a necesidades emergentes y de mediano y largo plazo", priorizando la inversión pública en vivienda e infraestructura social.

Además, se advierte de que, cuando la pandemia haya sido superada, el "principal desafío sanitario" será enfrentar la demanda asistencial por enfermedades no transmisibles (cardiovasculares, cáncer, diabetes y enfermedad respiratoria crónica), para lo que resuelve, entre otros, "fortalecer el nivel primario de atención".

Respecto al turismo, el FA propone el control del ingreso y traslado de turistas en el país "basado en la hospitalidad", así como subsidios empresariales y laborales para el sector, un programa de reconversión productiva para aquellos que dejen de operar en este ámbito y un fomento del turismo interno a través de descuento de impuestos y financiación para vacaciones.

Además, el FA llama a "reconstruir el tejido social", así como el "entramado laboral y la estructura productiva y de servicios".

En Uruguay, según datos oficiales, se han registrado 737 casos de coronavirus y 20 muertes.

(c) Agencia EFE