Detenciones en Barcelona vinculadas a los atentados de Bruselas

1 / 3
Agentes de la policía catalana se llevan a un detenido en una operación contra un presunto grupo yihadista, el pasado 25 de abril en Barcelona

Una operación antiyihadista en Barcelona y sus alrededores desembocó en la detención este martes de nueve personas, algunas de ellas vinculadas a sospechosos arrestados por los atentados de Bruselas de marzo de 2016.

"Los nueve arrestados, todos hombres de entre 30 y 40 años, uno de nacionalidad española y el resto de nacionalidad marroquí, han sido detenidos por integración en organización terrorista", señaló la policía regional de Cataluña, los Mossos d'Esquadra, en un comunicado.

La operación, realizada en colaboración entre la policía catalana, la Policía Nacional española y la belga, estaba dirigida contra "un presunto grupo yihadista con conexiones de ámbito internacional", declaró el consejero de Interior catalán, Jordi Jané, a la radio regional Rac1.

También se están produciendo registros en Marruecos, fruto de una comisión rogatoria de la Audiencia Nacional, con sede en Madrid y encargada de casos complejos, como los de terrorismo, que está coordinando la operación.

"La juez belga que instruye la investigación por el atentado en el aeropuerto de Bruselas encontró vínculos entre los presuntos responsables de aquel atentado y algunos marroquíes residentes en Cataluña", declaró un portavoz de la Audiencia Nacional.

Esos atentados reivindicados por el grupo Estado Islámico (EI) se produjeron el 22 de marzo de 2016, cuando varios explosivos detonados en el aeropuerto y el metro de la capital belga causaron 32 muertos y cientos de heridos.

"Cuatro de los detenidos están relacionados con los detenidos por los atentados" de Bruselas, dijo a la AFP una portavoz de la policía regional, mientras que el portavoz de la Audiencia Nacional señaló que "al menos tres podrían estar relacionados con las personas que cometieron los atentados en Bélgica".

Algunos de los detenidos podrían "haber participado o haber colaborado en algún tipo de actuación ya realizada" y "haber viajado a Bélgica", señaló Jordi Jané. Por el momento, los agentes ignoran "si tuvieron implicación directa" en esas acciones, precisó la portavoz policial.

- Armas y drogas -

La operación, todavía bajo secreto judicial, dio comienzo a las 04H30 (02H30) de la madrugada con una docena de registros en Barcelona y localidades de su entorno.

Los agentes hallaron armas de fuego, abundante documentación, material informático, dinero en efectivo y sustancias estupefacientes. Los detenidos, que en su gran mayoría residían en Cataluña desde hace más de 20 años, pasarán el jueves a disposición de la Audiencia Nacional.

Se les sospecha de delitos de "integración en organización terrorista, integración en organización criminal, tráfico de drogas, robo con violencia, tenencia de armas y blanqueo de capitales" entre otros, informó la policía catalana en su comunicado.

"La gran mayoría tenían antecedentes policiales por delincuencia común y actividades de crimen organizado", añadió. Según el responsable de Interior, Jordi Jané, no hay "indicios claros de que quisieran atentar aquí".

Desde 2012 hasta octubre de 2016, 186 personas fueron detenidas en España por relación con el yihadismo, 63 de ellas en Cataluña y 50 sólo en la provincia de Barcelona, la cifra más elevada, según los datos del Ministerio del Interior español.

Un informe del centro de estudios Real Instituto Elcano publicado en 2016 señaló que el 45% de las personas detenidas entre junio de 2013 y mayo de 2016 por vínculos con el EI eran de nacionalidad española y el 41% de nacionalidad marroquí.

Según este instituto, "el entorno metropolitano de Barcelona es el principal escenario del terrorismo yihadista en España".

Por contraste con otros países, España está menos afectada por el fenómeno de los combatientes que se unen a grupos yihadistas en lugares de conflicto.

Alrededor de 160 combatientes salieron de España para unirse al EI en Siria e Irak, según este estudio, contra más de un millar de franceses desde 2012. De ellos, 29 murieron allí y otros 20 volvieron.

Por el momento, España se mantuvo al margen de la ola de atentados del EI en grandes ciudades europeas como París, Bruselas o Berlín.

El 11 de marzo de 2004 sin embargo sufrió los atentados yihadistas más mortíferos cometidos en Europa, cuando una decena de bombas estallaron en varios trenes de Madrid causando 191 muertos. Los ataques fueron reivindicados en nombre de Al Qaida por una célula islamista radical.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines