Olga Moreno deja de seguir (literalmente) a su marido Antonio David Flores

·3 min de lectura
MALAGA, SPAIN - NOVEMBER 13: Olga Moreno and Rocio Flores receive support from the Blue Tide movementon November 13, 2021 in Malaga, Andalusia, Spain. (Photo By Fredy Torra/Europa Press via Getty Images)
MALAGA, SPAIN - NOVEMBER 13: Olga Moreno and Rocio Flores receive support from the Blue Tide movementon November 13, 2021 in Malaga, Andalusia, Spain. (Photo By Fredy Torra/Europa Press via Getty Images)

La diseñadora Olga Moreno lo ha pasado realmente mal estos últimos meses y es que, además de la mala prensa que intentó verter sobre su imagen Rocío Carrasco en su día con la serie documental se ha tenido que enfrentar también a su propio marido, Antonio David Flores.

Olga ya no se calla más y lo ha demostrado protagonizando nada menos que tres portadas en las revistas del corazón ofreciendo entrevistas exclusivas y sincerándose sobre su dolor y el de su familia a causa de las malas decisiones de otros y de la exposición mediática que soporta.

Moreno ya dejó claro que ella paró de luchar por su matrimonio cuando vio a su marido con otra mujer, esta otra mujer es Marta Riesco, la reportera de ‘El Programa de Ana Rosa’ sobre la cual han decidido no hablar más en Mediaset.

Supongo que por algo moral y es que parece que en la misma cadena no se puede dar cabida a Rocío Carrasco y, a su vez, alimentar morbo y contenidos de Antonio David Flores con Marta Riesco.

Sin embargo, aunque no se hable ya de ella en televisión, Olga tiene muy presente quién es esta chica y cómo ha actuado su todavía marido así que ha tomado una decisión definitiva que es dejar de seguirle en redes sociales y pasar página.

Este ‘unfollow’ es mucho más allá que apretar un botón y seguir adelante, es toda una declaración de intenciones pública de Olga Moreno dado que ella sabe de sobras que dejando de seguir a Antonio David, los medios hablaremos de este movimiento que parece significar un “hasta aquí he aguantado” definitivo.

Es muy posible que Olga tenga razón cuando dice en su exclusiva que nadie va a amar tanto como ella a Antonio David y es que varias décadas y una hija en común dan para mucho. Ahora la diseñadora debe centrarse en sí misma, en cuidarse, en sanar las heridas y en estar bien rodeada de gente que la quiera de verdad, sin toxicidades.

Así lo ha hecho estos días en la Feria de Sevilla rodeada de amigas y también en su escapada a la playa junto a su hija Lola, además de algún almuerzo con David Flores, hijo de Antonio David y Rociíto, que sigue viviendo con ella y es que, en su día, Olga ya dijo que si se separaba del ex guardia civil, ella se quedaría con el chico porque se adoran.

El estado anímico de Olga sigue siendo frágil a pesar de la madurez, discreción y fortaleza que siempre ha demostrado esta mujer ante la adversidad y quizá este “dejar de seguir” no viene dado únicamente para sentar cátedra de su cambio de chip con respecto a Antonio David sino que también le puede ahorrar más dolor si a él le da por subir alguna foto con Marta Riesco a su perfil de Instagram.

A nivel legal Olga y Antonio Da siguen sin firmar el divorcio y en su día se especuló con que esto podría ser una estrategia de cara a un futuro juicio de AD con Rocío Carrasco en el cual Olga no debería declarar por obligación por ser esposa de Antonio David.

Ahora que Olga ya no teme a nada, que está desencantada del hombre al que más ha amado no sabemos si seguirá aguantando el tipo como hasta el momento o le pondrá los papeles encima de la mesa para que ambos firmen definitivamente.

Te puede interesar...