Octavi Pujades y el mimo con el que cuida a su padre anciano

·3 min de lectura

El actor catalán se ha ganado un hueco en el corazón de muchos seguidores de su Instagram por la tierna y entrañable relación que mantiene con su padre, al cual lleva varios meses cuidando de primera mano.

Estamos bastante acostumbrados a nivel social a ver a hijas cuidando de sus padres mayores, el perfil de ‘cuidador familiar’ suele recaer sobre las mujeres pero, por supuesto, también hay hombres que dedican su tiempo, paciencia y amor a darles la calidad de vida y la dignidad a sus mayores.

Un claro ejemplo lo tenemos en el actor Miguel Ángel Muñoz que empezó a subir vídeos en redes sociales junto a su ‘tata’ y la gente quedó tan prendada de la estrecha amistad con la anciana que ahora ella cuenta con 152.000 seguidores en su propio Instagram que, por supuesto, maneja Miguel Ángel.

El también actor Octavi Pujades comparte con los followers instantes de su vida junto a su pareja, Anna, sus dos hijos, Alicia y Jordi y, desde hace unos meses, también junto a su padre que cuenta 91 años.

Lejos de ‘posturear’, Octavi encandila con su naturalidad y el amor que le procesa al “Patriarca” como él le llama cariñosamente en sus escritos. También se sincera cuando tiene un día en que ‘se lo pone difícil’ pero, a su vez, celebra cada triunfo junto a su padre y es que, en las cosas cotidianas, están los grandes tesoros.

Pujades comparte comidas con Joan así como fotografías divertidas y también instantes menos agradables como los chequeos médicos cuando su salud empeora o cuando le ingresan en el hospital e incluso en la UCI.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Cada momento es relatado en su perfil de Instagram y llega al corazón de sus más de 300.000 seguidores que abrazan a Joan cada vez que lo hace Octavi. El artista no atraviesa una época fácil y es que, cuando ya tenía todo previsto para mudarse a Madrid por trabajo en una serie (lo que significa, según él mismo ha contado, un año de sueldo) el proyecto “Acacias 38” ha sido cancelado y, con ello, se ha tambaleado la economía familiar.

Joan no iba a viajar a Madrid junto al catalán pero se quedaba muy bien atendido por un cuidador en el que el actor confía plenamente y del que también ha hablado en redes sociales. Tras la cancelación de la serie, Pujades ha escrito en su ‘diario virtual’ algo realmente honesto: "Toca volver a casa y de nuevo dedicarme a tiempo casi completo a cuidar al patriarca. Es lo que me tocaba hacer, pero reconozco que se me hizo un poco cuesta arriba. Dedicar tu vida a atender a otra persona, por mucho que la quieras, es agotador.”

Y ha proseguido: “Además implica renunciar a muchas, muchísimas cosas. Y después de haber vuelto a probar una vida, digamos... normal, con mi pareja, trabajando y pudiéndome centrar más en mí, la cosa pintaba regular. Me costó un poco acostumbrarme. Y me sigue dando mucha guerra, pero cuando me da un abrazo y me da las gracias (no por las patatas fritas o su vasito de tónica, sino por todo) siento un calorcillo en el pecho y creo que, a fin de cuentas, compensa”.

Toda persona que se haya hecho cargo de un ser querido de avanzada edad o con algún tipo de necesidad especial puede sentir la empatía de las sinceras reflexiones de Octavi y es que, aunque es algo extremadamente gratificante, a la vez es algo realmente absorbente a muchos niveles.

Sin embargo y como él bien apunta, también te llena el alma de joya y amor y eso, no tiene precio. La generosidad del joven a la hora de compartir estos momentos íntimos con el ‘Patriarca’ son de agradecer y arrojan luz y energía positiva a todos los que se encuentren en una situación similar a la par que dan alegría y esperanza a todos aquellos que le siguen.

Más historias que te pueden interesar

El desternillante 'Diario de cuarentena' de Octavi Pujades

Octavi Pujades se vuelca con su padre, de 90 años, durante su cuarentena en el hospital

Octavi Pujades acude a la 'primera cita' con su novia después de tres meses de confinamiento