Objetivo ‘Resolver la situación’

·7 min de lectura
Aragonès y Sánchez, en Barcelona (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Aragonès y Sánchez, en Barcelona (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Aragonès y Sánchez, en Barcelona (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Hay que resolver la situación. Este era el mensaje que le trasladaba Pedro Sánchez a Pere Aragonès en su breve conversación mientras esperaban a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen, antes de participar este viernes en un acto del Cercle D’Economia. La situación es muy grave, le reprochaba el catalán al presidente.

La legislatura está en un momento crítico, con las relaciones destrozadas entre La Moncloa y el Palau por el caso Pegasus. Por el momento no ha caído ninguna cabeza como quiere el independentismo. Lo que sí ya hay son hechos probados: el Centro Nacional de Inteligencia espió a 18 soberanistas, entre ellos el propio Aragonès, bajo la orden judicial del Tribunal Supremo.

La confianza es cero, está rota, emiten desde ERC. Las explicaciones de la directora del CNI, Paz Esteban, no han calmado a los socios prioritarios del Gobierno, que ya mostraron su enfado hace días votando en contra del decreto anticrisis. Sin el apoyo de Esquerra es muy complicado seguir armando mayorías de aquí a lo que queda de legislatura (las elecciones se deben celebrar a finales del año que viene).

Pere Aragonès (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Pere Aragonès (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Pere Aragonès (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Desde La Moncloa se busca resolver esta situación, lo más pronto posible. La intención es agotar el mandato, algo que ha repetido en los últimos meses Sánchez. España tiene importantes citas durante este tiempo, como la cumbre de la OTAN en junio -de máxima importancia debido a la situación de la invasión de Ucrania por parte de Vladimir Putin- y con el horizonte de la Presidencia española de la UE en el segundo semestre de 2023.

Fuentes de La Moncloa explican: “Con ERC vamos a seguir trabajando en el diálogo y en todo lo ganado en Cataluña. La situación es infinitamente mejor allí que hace tres años. Eso es diálogo, y política”.

Para añadir: “También en España, donde tras una pandemia mundial y en medio de una guerra que afecta a la economía, se han superado los 20.000.000 de empleados en el país por primera vez en la historia, con récord de contratos indefinidos. Claro que una guerra con un componente tan influyente en la energía y el comercial afecta a las cifras de inflación o crecimiento”.

Pero, además, el botón electoral tiene un riesgo altísimo en estos momentos. Lo demuestran las encuestas que se van publicando estos días y que recogen el efecto Feijóo para el Partido Popular. En el sondeo de El País y la Cadena Ser, realizado por 40db, se vaticina que, si hoy se pusieran las urnas, el Partido Popular superaría en escaños a los socialistas, consiguiendo sumar las derechas los escaños suficientes para entrar en La Moncloa -asimismo Génova lograr frenar el ascenso de Vox-.

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, está presionando para que haya elecciones anticipadas, buscando ahondar en la división interna del Gobierno y generalizar una sensación de “caos” económico. En La Moncloa insisten en que se le va a hacer “muy larga” esta supuesta precampaña, y esperan que se vaya viendo al “verdadero” líder del PP, que pacta con Vox y vota ‘no’ a normas esenciales como el decreto anticrisis.

Núñez Feijóo (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Núñez Feijóo (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Núñez Feijóo (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Sánchez se ha abierto a reunirse con Aragonès para buscar una solución a la grave crisis, y se han emplazado a convocar una cita, Lo que le ha pedido también el presidente al dirigente de ERC es que “piense en los catalanes”, según fuentes gubernamentales. Además, desde Moncloa se insiste en que de allí no partió ninguna orden para que el CNI pusiera en marcha su espionaje sobre Aragonés y el círculo próximo a Carles Puigdemont.

Se intenta rebajar esa tensión, que está presente en ERC o Junts. Pero que también se palpa en EH Bildu o Más País. Y también en el propio socio de Gobierno, Podemos, que lleva días presionando para echar a Margarita Robles o Paz Esteban de sus puestos (Defensa y el CNI, respectivamente). Algo en lo que no está la vicepresidenta, Yolanda Díaz, que pide esperar a conocer todos los hechos.

Pero Pablo Echenique pidió a Robles que dejara el cargo en el Congreso. Fuentes de UP sostienen que ese movimiento serviría en dos ámbitos: responsabilidades por un caso tan grave como el espionaje y la brecha de seguridad que se ha descubierto y poder rearmar las mayorías para lo que queda de legislatura. La ministra de Defensa goza de máxima confianza del presidente y es la que tiene más valoración entre los ciudadanos. ¿Pero podría caer? Nadie sabe nada con el presidente, como recuerda una fuente gubernamental: “En 15 minutos destituyó a Iván Redondo, Carmen Calvo y José Luis Ábalos”.

Margarita Robles (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Margarita Robles (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Margarita Robles (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Lo que está claro es que Sánchez no quiere romper con ERC y esa mayoría para aguantar. En Barcelona este viernes públicamente lanzaba la idea de su compromiso para avanzar en la negociación, el diálogo y el acuerdo con Cataluña. El presidente es consciente de la situación y tendrá también que comparecer en el Congreso sobre el espionaje, por acuerdo de PP, Vox, Cs y los independentistas.

La legislatura se encuentra en un momento muy complicado, al que se une la situación económica. Los precios siguen desbocados (aunque se ha reducido algo la inflación en el último mes) y el Gobierno ha tenido que rebajar sus previsiones de crecimiento, aunque se han logrado unos excelentes datos de empleo (más de veinte millones de empleados y casi la mitad de los empleos creados son indefinidos). La situación económica será muy importante de cara a las próximas elecciones, con un PP vendiendo la gestión de Feijóo y su experiencia.

Fuentes de Moncloa, no obstante, hacen este análisis: “Feijóo tiene varios problemas. Uno es que no encontró en su plan económico el consenso de los agentes sociales que sí ha logrado el Gobierno en sus grandes reformas. Otro es que ese mismo plan ha pasado sin pena ni gloria”.

¿Por qué? Contestan las fuentes: ·“Porque cualquier economista sabe que es un plan que aumentaría la inflación. Y que no dice de dónde recortará para pagar lo que dejará de recaudar. Pero eso al PP siempre le ha dado igual. Cuando están en la oposición, siempre hablan de bajar impuestos, y luego en el Gobierno los suben. Sería un detalle que todo lo que propone Feijóo en materia económica lo hubiese aplicado en alguna de las comunidades en las que gobierna el PP. No lo han hecho, ni lo harán”.

“No hay diferencia entre el PP de Casado y el de Feijóo. Sólo existe el PP de siempre. Casado se fue pidiendo elecciones, y Feijóo llega diciendo lo mismo. Un partido de Estado lo demuestra con votos, y no con vetos. Vetaron el decreto que bajaba el precio de la luz y la gasolina, y mantienen el veto a renovar el CGPJ incumpliendo la Constitución. Feijóo pide elecciones pero no las quiere. Sabe que podría perderlas, y que hasta Albert Rivera fue presidente en los sondeos”, subrayan las fuentes.

Gabriel Rufián (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Gabriel Rufián (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Gabriel Rufián (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Donde habrá urnas muy pronto es en Andalucía, el próximo 19 de junio. Y las derechas están muy fuertes según las encuestas, con un Juanma Moreno consolidado y Vox apostando muy fuerte enviando a Macarena Olona. Será muy difícil que Juan Espadas logre ganar y sumar con unas izquierdas muy enfrentadas, lo que pretende el PP aprovechar para extender la sensación de cambio de ciclo. Sánchez estará junto a su candidato este domingo en Armilla (Granada).

La situación de tensión que se está viviendo ha afectado también dentro del propio sector socialista del Gobierno, con un enfrentamiento entre Félix Bolaños (ministro de Presidencia) y Margarita Robles (ministra de Defensa), por la culpabilidad en el fallo del móvil del presidente. Los dos departamentos han chocado por la brecha de seguridad y por la adjudicación de la culpa. Los dos hablaron el miércoles por la tarde para rebajar la tensión y han trasladado a los medios que están “sorprendidos” por la repercusión. Pero la realidad es que los dos han chocado duramente.

Son días en los que se juega una legislatura.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente