Ximena Sariñana y el drama del pleito que nunca tuvo con Danna Paola

·4 min de lectura

A veces lo que puede ser una broma inocente por un error de comprensión se sale de proporción y da pie a un chisme o a un irigote, en el que cualquiera puede verse envuelto sin comerla ni beberla. Eso le pasó a Ximena Sariñana, a quien esta semana le cayó encima todo el peso de los fans-from-hell de Danna Paola, que la hicieron tendencia en redes al reclamarle y burlarse de ella, porque creían que —por algo que dijo en una entrevista con Alejandro 'El escorpión dorado' Montiel ella era la misteriosa excompañera de telenovela a la que Danna Paola, de niña, le había soltado un soplamocos porque la había insultado.

HOLLYWOOD, FLORIDA - MAY 04: Ximena Sariñana rehearses onstage during the Latin GRAMMY Celebra Ellas y Su Musica on May 04, 2021 in Hollywood, Florida. (Photo by John Parra/Getty Images for The Latin Recording Academy)
Ximena Sariñana en los Latin Grammy de 2021. (Photo by John Parra/Getty Images for The Latin Recording Academy)

Sin hacer comprensión de lectura y dando por sentado que lo dicho: "creo que la última entrevista que vi tuya fue con Danna Paola y ella cuenta una historia... y yo era esa niña a la que se put*ó Danna Paola", era verdad, tanto medios como YouTubers, como fans, se le fueron encima a la intérprete de 'Una vez más', sin investigar o reparar en la lógica: para empezar, Ximena es 10 años mayor que Danna y además nunca han compartido escenas en telenovela alguna, pero ya se sabe que en Internet, es fácil tomar el falso y levantar la calumnia.

No que esto le afecte, en absoluto, a Ximena, quien en efecto solo bromeaba con el excrítico de cine convertido en celebridad de la red gracias a sus preguntas impertinentes y su aire distendido (fue en uno de sus segmentos que Erik Rubín perdió la vergüenza y contó con pelos y señales su one night stand con Salma Hayek, por ejemplo). Ximena le entró a la dinámica requerida con el pelagatos y el resultado fue explosivo, aunque todos sabemos que a fin de cuentas, no existe tal cosa como la mala publicidad.

Ahora bien, Ximena realmente no necesita publicitarse: desde que apareció por primera vez en pantallas (en una serie de anuncios de prevención de accidentes auspiciados por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en los años 90, ¿la recuerdan? La pequeña aparecía muy alegre recordándole al conductor que usara el cinturón de seguridad) su carisma la llevó a ser conocida por el público, si bien el haber aparecido tan chica en TV —compartió créditos con Daniela Luján en 'Luz Clarita', la segunda versión de 'Chispita', en la que ella era la niña antagonista—también le atrajo algunos problemas.

Antes de que su padre, el cineasta Fernando Sariñana, la llevara en el elenco de 'Amarte Duele' en el papel de Mariana y a la larga se volviera un celebérrimo meme de Internet por su imperdible frase "...así se les dice, má, nacos."que ahora le da mucho pudor repetir cuando el público se lo llega a pedir, algo similar a lo que le pasa a Itatí Cantoral con aquello de "¿Qué haces besando a la lisiada?", pero la gente lo sigue pidiendo —, Ximena trató de tener una pubertad normal en la escuela, pero aquello no salió como esperaba y de hecho la tuvo difícil porque, debido a su imagen pública, y a su aspecto frágil, no tardó en ser objeto de bullying ella misma.

Así se lo dice a Montiel en la entrevista: "Era súper bullied (intimidada). Yo era muy tranquila y aunque me trataban de provocar o de plano me maltrataban, yo no era muy de defenderme, ni metía las manos” y así tuvo que ser todo el tiempo que fue a clases en la escuela secundaria cuando no estaba en grabaciones.

Finalmente, Ximena encontró una alternativa al terminar los estudios en el sistema a distancia —algo que muchos artistas jóvenes hacen para combinarlos con la profesión— y en sus clases de música y composición que le dieron realmente la clase de estímulo que necesitaba para dejar las inseguridades que le provocaban las envidias y agresiones verbales que recibía; de este modo se apartó gradualmente de los foros para concebir y crear su álbum debut 'Mediocre', que fue un éxito al lanzarse hace diez años y desde entonces, no volvió a mirar atrás.

Así que todo el drama que se armó en redes le viene grande —ya viene de regreso de ese bullying— demostrando que es una artista íntegra y que está más allá de la falta de comprensión de quienes no leen y se las toman con la primera figura pública que se les atraviesa para defender a aquellos de quienes son fans, así, en plural.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Silvana Estrada reinventa la música mexicana desde su propia experiencia

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente