Mueren tiroteados ocho presuntos narcotraficantes en el oeste mexicano

Fotografía manipulada desde la toma, cedida por la fiscalía del estado de Michoacán, que muestra una vista general del enfrentamiento entre grupos armados en el municipio de Huetamo, en el estado de Michoacán (México). EFE/Fiscalia del Estado de Michoacán/SOLO USO EDITORIAL/MEJOR CALIDAD DISPONIBLE

Morelia (México), 14 feb (Efe).- Ocho presuntos sicarios murieron tiroteados este viernes en un rancho del occidental estado mexicano de Michoacán, donde el presidente del país, Andrés Manuel López Obrador, se encuentra para inaugurar cuarteles de la Guardia Nacional.

Según el Gobierno de Michoacán los cadáveres fueron encontrados en el rancho Los García, de Pinzanangapio en el municipio de Huetamo, junto al sureño estado de Guerrero.

La Fiscalía General del Estado (FGE) apunta a que el rancho era utilizado por presuntos sicarios del poderoso Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), donde habrían irrumpido pistoleros de Los Viagras, brazo armado del cártel de La Nueva Familia Michoacana, antagónico al CJNG.

Los ocho cadáveres mostraban signos de tortura y estaban atados de manos.

Este múltiple crimen se ha registrado durante la gira que el mandatario mexicano realiza por Sahuayo y Jiquilpan, para inaugurar cuarteles de la Guardia Nacional.

El pasado 3 de febrero un comando de presuntos sicarios del CJNG atacó un establecimiento de máquinas tragaperras de Uruapan, en Michoacán, y mató a nueve hombres, cuatro de ellos menores de edad.

En Michoacán operan los cárteles Jalisco Nueva Generación, La Nueva Familia Michoacana y Los Caballeros Templarios, quienes se disputan el control de la producción y tráfico de drogas, principalmente de metanfetaminas.