Muere el popular humorista Chiquito de la Calzada

1 / 3
Familiares del humorista Chiquito de la Calzada fallecido esta noche velan sus restos mortales en la capilla ardiente instalada en el auditorio de la Diputación de Málaga. EFE

Málaga, 11 nov (EFE).- El popular humorista Chiquito de la Calzada ha fallecido esta madrugada a los 85 años en su Málaga natal, donde permanecía hospitalizado por una angina de pecho que sufrió a finales de octubre.

El auditorio de la Diputación de Málaga alberga la capilla ardiente desde este mediodía a petición expresa de la familia, que ha dicho que el humorista guardaba "muy buen recuerdo del sitio" porque hace un año fue nombrado, en dichas dependencias, hijo predilecto de la provincia.

Cientos de personas, entre las que se encontraban familiares, amigos y personalidades de todos los ámbitos san hoy su último adiós a Gregorio Esteban Sánchez Fernández, nombre del popular humorista.

El presidente de la Diputación provincial de Málaga, Elías Bendodo, ha explicado que la capilla ardiente permanecerá abierta hasta las 22.00 horas para que todos los malagueños y visitantes que deseen despedirse de él puedan hacerlo.

Mañana a las 11.30 se oficiará una misa funeral en la iglesia de San Pablo del barrio de la Trinidad, donde nació el humorista.

Entre las numerosas condolencias recibidas figura la de la Casa del Rey, que se ha despedido con un "Gracias Chiquito, nos harás sonreír siempre", mientras que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que el cómico será recordado como "un hombre entrañable, querido y respetado que a todos nos sacó más de una sonrisa".

En su visita a la capilla ardiente, la presidenta andaluza, Susana Díaz, ha dicho que "pintó la sonrisa en todos y cada uno de nosotros y llevó con genio el humor y el nombre de Andalucía".

El presidente del PP-A, Juanma Moreno, ha anunciado que va a proponer que se nombre al humorista Hijo Predilecto de Andalucía a título póstumo porque "Chiquito es una persona que representa la bondad, la humildad, el sacrificio y el buen hacer".

La corporación municipal se ha trasladado para rendirle homenaje, así como numerosos políticos y humoristas como Manolo Sarriá, quien ha destacado que uno de los grandes se ha ido pero que, al fin, está con "su Pepita" (su mujer) en el cielo.

La familia de Chiquito ha agradecido las muestras de cariño que está recibiendo y ha destacado que "fue un genio del humor", que ha dejado un gran legado.

"El idioma suyo, la forma de ser, ha sido un ser entrañable", ha relatado su hermano Tomás a los periodistas.

Chiquito de la Calzada compartió gran parte de su vida con Josefa García Gómez, Pepita, con quien se casó en 1950, y era habitual verlos a ambos caminando cogidos del brazo por las calles del centro de Málaga, hasta la muerte de ella en 2012, que supuso un duro golpe para el humorista.

Se hizo famoso por invenciones léxicas, muletillas y célebres frases que intercalaba en sus chistes entonadas en un peculiar dialecto que lo llevó a ser una de las figuras públicas más imitadas durante años.

Su forma de gesticular y caminar y su peculiar dialecto, que le dieron la popularidad que nunca logró como cantaor -llegó a quejarse de que algunos imitadores habían explotado su personaje "para saltar a la fama"- surgieron porque, según él mismo relató a Efe, era una persona "muy nerviosa".

"Cuando salgo al escenario me convierto en un robot y me sale solo", señalaba en alusión al movimiento de brazos y piernas que popularizó.

Chiquito, que se definía "un laboratorio del arte", explicaba que el humor lo era todo para él: "No sólo es contar chistes, es mi vida".

Ahora ha fallecido a los 85 años después de un primera hospitalización el pasado 14 de octubre tras sufrir una caída en su domicilio, del que fue rescatado por los Bomberos.

Dos semanas después el humorista volvió a ser ingresado por una angina de pecho.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines