La misteriosa enfermedad que aqueja a diplomáticos de EEUU en Alemania

·2 min de lectura
Embajada de EEUU en Berlín. (Photo: picture alliance via Getty Images)
Embajada de EEUU en Berlín. (Photo: picture alliance via Getty Images)

El Gobierno de EEUU investiga nuevos casos de los misteriosos “ataques” contra algunos de sus diplomáticos, esta vez ocurridos en Alemania, según reveló este miércoles el diario The Wall Street Jornal, que cita a varias fuentes diplomáticas.

Según el diario, al menos dos diplomáticos estadounidenses en Alemania han sufrido síntomas similares a los de lesiones cerebrales, mareos, dolores de cabeza y falta de capacidad de concentración, en lo que se conoce en EEUU como el “síndrome de La Habana”.

El “síndrome” recibe ese nombre porque los primeros casos se registraron en Cuba entre 2016 y 2017, aunque también se han dado en China, Viena o Washington y siempre se han conocido por filtraciones e investigaciones de la prensa norteamericana. El síndrome no tiene explicación, pero los científicos estadounidenses dicen que lo más probable es que sea causado por radiación de microondas dirigida, dice la BBC.

Esta es la primera vez que se hacen públicos ataques contra un estado miembro de la OTAN, Alemania, que además es el país de Europa con más tropas estadounidenses, seguido de Italia, Reino Unido y España.

El origen y responsable de estos misteriosos “ataques” aún se desconoce, aunque expertos apuntan a que podría haberse usado energía de radiofrecuencia para perpetrarlos.

El secretario de Estado de EEUU, Antony Blinken, creó un grupo para estudiar precisamente su origen y el Gobierno tiene en alerta a todo su personal diplomático para que reporte cualquier síntoma que pueda estar relacionado con uno de estos “ataques”.

El expresidente Donald Trump acusó en 2017 al Gobierno de Cuba de ser responsable de lo que las autoridades estadounidenses calificaron entonces como “ataques acústicos” o “sónicos”, lo que sirvió como pretexto al entonces mandatario para romper con el deshielo diplomático con la isla. Diplomáticos estadounidenses y canadienses en Cuba se quejaron de síntomas como mareos, pérdida del equilibrio, pérdida de audición y ansiedad, hasta algo que describieron como “niebla cognitiva”.

Un informe interno dado a conocer a principios de este año reveló que Trump acusó a La Habana sin pruebas y que la mala gestión y la falta de coordinación dominó su respuesta a estos supuestos “ataques”.

Durante más de dos décadas durante la Guerra Fría, la entonces Unión Soviética bombardeó con microondas la embajada estadounidense en Moscú.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente