El fenómeno de los antivacunas también llega a Miss Mundo: la representante de Países Bajos se retira

·4 min de lectura

Pasan los meses y el discurso antivacunas sigue filtrándose entre importantes capas de población de todo el mundo. Jóvenes, mayores, clases medias, altas o bajas. A lo largo de este año y medio de pandemia han salido a la luz casos de personalidades públicas que hablan de “dictadura sanitaria” o que rechazan la vacuna por miedo a que contenga chips de vigilancia y toda serie de argumentos conspiratorios.

Los discursos negacionistas han llegado a la política, con Trump o Bolsonaro, a la música, con declaraciones como las de Miguel Bosé, que considera que “el bicho no existe”, y ahora también a los certámenes de belleza: Miss Países Bajos se retira de la competición porque se niega a vacunarse, un paso necesario para entrar en Puerto Rico donde se va a celebrar el concurso.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

La modelo de 21 años de Eindhoven, Dilay Willmestein, explicó que no está preparada para vacunarse todavía y que no se sentía bien, y renunció al que anteriormente calificó como su “sueño de toda la vida”. En su lugar viajará y competirá en Puerto Rico la que quedó finalista en el certamen de Miss Mundo Países Bajos, Lizzy Dobbe de Den Helder.

En Países Bajos toda la población mayor de 12 años ha tenido ya la oportunidad de vacunarse contra la covid-19. Actualmente, el 75% de su población tiene al menos una dosis y, de ellos, el 67% cuenta con la pauta completa. 

Pero la desinformación prolifera con mayor velocidad y eficacia que el conocimiento científico y se expande con rapidez en la mayoría de países desarrollados, como Países Bajos. Las redes sociales e Internet son un arma de doble filo.

Así, un análisis del Instituto para el Diálogo Estratégico (ISD) sobre noticias falsas relacionadas con el coronavirus en Países Bajos refleja que las comunidades antivacunas en Facebook crecieron en tan solo seis meses (desde noviembre de 2020 a abril de 2021) un 63% y que “hay indicios de que Facebook está sirviendo como puerta de entrada para discusiones extremistas sobre covid-19 en otras plataformas en línea”.

El Instituto desgrana casos concretos que, sorprendentemente y a pesar de toda la información de calidad disponible, siguen teniendo un fuerte impacto. Por ejemplo, un vídeo subido por primera vez por un holandés que se ha viralizado y en el que una persona afirma mostrar una versión ampliada de la vacuna Pfizer bajo un microscopio donde explica que puede ver "organismos vivos" que "no saben qué es". 

Una afirmación claramente falsa, dado que la vacuna Pfizer se fabrica utilizando tecnología de ARNm y no utiliza organismos vivos. Pero el lenguaje utilizado en el video es alarmista y busca sembrar dudas sobre la composición de la vacuna.

Como saben los expertos en comunicación política, los mensajes que apelan a las emociones son los más eficaces. Se expanden como la espuma y tienen un fuerte impacto. Es el caso del miedo 

La vacunación en Países Bajos ha ido bien, pero se ha enfrentado también a negacionistas. (Photo by Nacho Calonge/Getty Images)
La vacunación en Países Bajos ha ido bien, pero se ha enfrentado también a negacionistas. (Photo by Nacho Calonge/Getty Images)

En este sentido, este análisis alerta de las “deficiencias claras en los procedimientos de verificación de datos de la plataforma [Facebook]” y señala “una clara inconsistencia en la respuesta de la plataforma al contenido engañoso y potencialmente dañino sobre el coronavirus”.

Las comunidades digitales holandesas que promueven desinformación sobre el coronavirus han expandido, por ejemplo, artículos que afirmaban que el gobierno británico había informado de que 847 personas habían muerto después de recibir una vacuna en el país.

Las informaciones alertaban de que 61 mujeres sufrieron abortos espontáneos, 12 personas sufrieron accidentes cerebrovasculares y 112 personas quedaron ciegas. Todas estas cifras, denuncia ISD, “fueron tomadas de un artículo publicado por LifeSiteNews, un sitio web canadiense de conspiración de derechas, que fue expulsado de Facebook en mayo por violar las políticas de vacuna y COVID-19 de la plataforma”.

Las afirmaciones no verificadas sobre lesiones y muertes por vacunación son muy populares. Alimentan el miedo y provocan su difusión masiva: la dictadura del clickbait en la era digital donde las grandes tecnológicas siguen sin poner freno, como han demostrado las últimas informaciones sobre Facebook publicadas por The Washington Post o lo que denuncia Frances Haugen en el programa 60 Minutes.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

“Facebook se ha dado cuenta de que si cambia su algoritmo para ser más seguro, la gente pasará menos tiempo en su plataforma, pinchará en menos anuncios, y ellos harán menos dinero”, ha explicado en el programa. Así de sencillo y aterrador.

EN VÍDEO I El mensaje tranquilizador para los que temen efectos futuros de la vacuna contra la Covid

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente