La ministra de Transportes se acuerda de lo que hizo una dirigente del PP en el AVE extremeño de forma muy sutil

·2 min de lectura
Raquel Sánchez. (Photo: Kiko HuescaEFE)
Raquel Sánchez. (Photo: Kiko HuescaEFE)

Raquel Sánchez. (Photo: Kiko HuescaEFE)

La ministra de Transportes, Raquel Sánchez, ha acudido a la Comisión pertinente del Congreso para dar explicaciones sobre el incidente en el tren de Bejís sobre el que ha defendido que ni Renfe ni Adif recibieron notificaciones para que no transitara por la zona del incendio y también sobre el tren de alta velocidad en Extremadura.

En este segundo caso, tras el reproche de los dos diputados que intervinieron del Partido Popular, Sánchez ha respondido recordando una polémica surgida a finales de julio cuando la presidenta del PP regional, María Guardiola, denunció a través de redes sociales que el nuevo tren no tenía ni wifi ni enchufes.

En este tren de “altas prestaciones”, así nos lo vendieron Renfe y Pedro Sánchez, no hay ni enchufes para cargar los dispositivos y el wifi va a pedales. Por lo menos, de momento, sí funciona el aire acondicionado”, denunció en Twitter.

La ministra de Transportes ha respondido a esa polémica con un fuerte corte hacia los miembros del PP. “Con la experiencia que ustedes tienen en los enchufes, la verdad es que nos extrañó que la presidenta del PP de Extremadura no los encontrara”, ha expresado.

Además les ha pedido que le recordaran a Guardiola que los enchufes en los trenes están debajo del asiento. “Es lo que tienen no haber cogido un tren en su vida, pero si esa es la máxima preocupación sobre el funcionamiento de los trenes...”, ha continuado.

En ese momento, el presidente de la Comisión, ante el murmullo de la sala ha tenido que pedir silencio para que la ministra pudiera continuar con su intervención. “Ustedes han tenido la posibilidad de decir lo que han querido con palabras incluso gruesas, les ruego por favor que escuchen y lo que tengan que decir lo digan después”, ha pedido.

Las disculpas de Guardiola

Después de lanzar la crítica sobre los enchufes, las redes comenzaron a comentar dónde están los enchufes en los trenes. Hasta el punto que Guardiola tuvo que zanjar la polémica pidiendo disculpas por su desconocimiento.

Además, a través de un video, explicó para que “a nadie más le pasara” dónde estaba y lo mostraba con su teléfono móvil. “Sí hay enchufe en el tren, me he equivocado y quiero pedir disculpas”, publicó.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR