1 / 15

Millones de niños en el mundo no saben cuándo han nacido

Una niña embarazada de 15 años que fue violada posa en una casa en Masaka, Uganda. Foto: AP.

Millones de niños en el mundo no saben cuándo han nacido

TresB

Son casi invisibles por no tener un papel que diga la fecha de su nacimiento. En muchos lugares de Asia y África millones de niños carecen de un certificado de nacimiento que es clave para su futuro y que les protege de encuentros indeseados.

Los jóvenes sin identificación son vulnerables a ser forzados, a contraer matrimonio precoz, al servicio militar o a empezar en el mercado laboral antes de lo que deberían. En la edad adulta también tienen problemas para votar, obtener un pasaporte o heredar bienes. Son unas limitaciones que frustran su vida y que les pone en unas dificultades que el resto no tienen.

Un ejemplo es el de una joven niña ugandesa que está embarazada después de que un hombre mayor la violase. Al no tener la partida de nacimiento, no es posible probar que se trata de una menor, por lo que su familia está teniendo muchos problemas para llevar al atacante ante la Justicia.

El caso contrario al de una muchacha de 15 años en el mismo país, a la que las autoridades la salvaron en el último momento de un matrimonio concertado. Gracias a que existía el certificado fue posible evitar un enlace que los propios padres apoyaban. Son las dos caras de la moneda.

Según UNICEF, en el año 2013 unos 230 niños menores de 5 años no se registraron (un 35% del total), por lo que las organizaciones internacionales se están esforzando por cambiar esta situación. Por ejemplo en Uganda hay voluntarios que van casa por casa registrando a los recién nacidos, mientras que India o Vietnam han experimentado grandes avances al respecto.

Se espera que la agencia publique un nuevo informe en este 2017 y los avances van a ser importantes. Las estimaciones apuntan a que la cifra caiga a menos del 30% debido a las mejoras en países como Nepal, Malí y Costa de Marfil, donde cada vez hay más conciencia social de la importancia de este documento.

En Occidente el trámite de obtener la partida de nacimiento siempre se hace al poco de nacer el niño, sin embargo, en los países menos desarrollados y con más mortalidad infantil la única preocupación de los padres suele ser el cuidado y la alimentación de los recién nacidos, por lo que no se centran en el papeleo hasta que llega el momento de ir a la escuela. El problema es que cuando por fin se deciden a hacerlo, ya no recuerdan las fechas concretas, por lo que saber su verdadera edad es un rompecabezas.

Relacionado: La explotación infantil en EE.UU.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines