De Microsoft a crear la primera marca de marihuana de EE.UU.

Jamen Shively

SEATTLE, 31 (Reuters/Portaltic)

Un exejecutivo de Microsoft planea crear la primera marca nacional de marihuana en EEUU, con el cannabis que espera eventualmente importar legalmente de México, y ha dicho que estaba lanzando su negocio mediante la adquisición de dispensarios de marihuana médica en tres estados del país.

El exdirector de estrategia corporativa de Microsoft, Jamen Shively, ha dicho que prevé que la nueva empresa, con sede en Seattle, se convierta en el líder del cannabis tanto recreativo como medicinal, al igual que Starbucks es el nombre dominante en el café, dijo. Shively, de 45 años, cuyos seis años en Microsoft terminaron en 2009, ha dicho que estaba solicitando una financiación inicial de 10 millones de dólares (7,6 millones de euros).

El uso, la venta y posesión de marihuana sigue siendo ilegal en los Estados Unidos bajo la ley federal. Dos estados de los EE.UU., sin embargo, han legalizado la marihuana recreativa y alrededor de 18 estados lo permiten para uso médico. "Es un mercado gigante en busca de una marca", ha dicho Shively sobre la industria de la marihuana. "Estaríamos felices si tenemos el 40 por ciento de la misma en todo el mundo".

En 2005 las Naciones Unidas estiamron el comercio mundial de marihuana estaba valorado en 142.000 millones de dólares (108.853 millones de euros). El estado de Washington y Colorado se convirtieron en los dos primeros estados de EE.UU. en legalizar la marihuana recreativa cuando los votantes aprobaron la legalización el pasado mes de noviembre.

Shively ha trazado sus planes, junto con su visión de un futuro en el que la marihuana se importa de México, en una conferencia de prensa este jueves en el centro de Seattle. Junto a él estaba el expresidente de México, Vicente Fox, un conocido de Shively desde hace mucho tiempo que ha sido un defensor de la despenalización de la marihuana. Fox ha dicho que él estaba allí para mostrar su apoyo a la compañía de Shively pero no tiene ningún interés financiero en ella.

"¡Qué diferencia hace tener a Jamen aquí sentado a mi lado en vez de Chapo Guzmán!", ha dicho Fox, en referencia al hecho de que él preferiría ver la venta legal de marihuana de manos de Shively que al capo de la droga mexicana venderlo de forma ilegal. "Esta es la historia que ha comenzado a escribir aquí".

Shively dijo a Reuters que esperaba que Fox fuera uno de los asesores de su empresa. La venta de cannabis o marihuana sigue siendo ilegal en muchas partes del mundo, aunque los países, principalmente en Europa y América han despenalizado la posesión de pequeñas cantidades de la misma. Un número mayor de países han despenalizado o legalizado el cannabis para uso médico.

ESCEPTICISMO

Shively reconoce que su empresa supone un conflicto con la ley federal de los EE.UU. y la situación se complica por las normas, tanto en el estado de Washington y Colorado. Él está interesado en la compra de los dispensarios que cumplen con las normas locales y estatales y son menos propensos a atraer el escrutinio de las autoridades.

"Si quieren venir a hablar conmigo, estaré encantado de reunirme con ellos", ha dicho de los funcionarios federales. "Yo les voy a decir todo lo que estamos haciendo y mostrarles todos nuestros libros". El consultor sobre el tema de la marihuana en el estado de Washington, Mark Kleiman, ha dicho que era escéptico en cuanto a los planes de Shively y temía que el empresario estuviera buscando una oportunidad para sacar provecho de la adicción a los demás.

"Es muy difícil para mí entender por qué alguien está seriamente interesado en formar parte en el negocio de la marihuana, que después de todo está en contra de la ley federal, anuncie públicamente su plan para romper la ley", ha dicho Kleiman, profesor de política pública en la Universidad de California (Los Angeles, EEUU).

El representante del Estado de Washington, Reuven Carlyle, un demócrata de Seattle, ve prometedora la iniciativa de Shively. Cualquier industria que emerge de las sombras, inevitablemente, se consolida y así simplificar la tarea de los reguladores, ha dicho.

Shively ya ha adquirido los derechos para el Centro de Recursos para el Paciente del Noroeste, una operación de marihuana medicinal que incluye dos frentes de la tienda en Seattle. Añadió que estaba cerca de adquirir otro dispensario en Colorado, así como dos más en el estado de Washington y California, con la opción de que los propietarios mantengan una participación en sus negocios.

Shively ha dicho que básicamente tiene planes para crear marcas de marihuana medicinal y recreativa de uso independiente. Shively también planea lanzar un estudio sobre la eficacia del aceite de cannabis concentrado en el tratamiento del cáncer y otras enfermedades.

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD