Merkel ve pocas opciones para una reapertura de la gastronomía en diciembre

Agencia EFE
·3 min de lectura

Berlín, 12 nov (EFE).- La canciller alemana, Angela Merkel, da pocas opciones a una reapertura de la gastronomía en diciembre, pese al cauteloso optimismo por la desaceleración de la curva de contagios y a la espera de que se consolide esa tendencia.

Decisivo para flexibilizar las restricciones actuales es que se logre bajar la cifra de infecciones al límite marcado de 50 casos por 100.000 habitantes en siete días, afirmó Merkel a través de una plataforma de diálogo virtual con el ciudadano.

"En ese caso, habría buenas opciones", prosiguió Merkel, para añadir: "Estamos haciendo todo lo posible para avanzar un poco en diciembre. Pero tenemos por delante un invierno difícil".

El límite de los 50 contagios por ese cómputo de habitantes y siete días es la pauta marcada por el Instituto Robert Koch (RKI), competente en la materia, a partir del cual se considera una determinada zona como de riesgo. La media nacional está en 138,9 casos, con niveles regionales que van del máximo de 178 en Baviera (sur) al mínimo de 36 en Mecklenburgo-Antepomerania (este).

Las restricciones vigentes se consensuaron entre el Gobierno de Merkel y los poderes regionales el pasado 28 de octubre. Ahí se acordó el cierre durante todo noviembre de bares y restaurantes, así como el ocio, la oferta cultural y el deporte en espacios cerrados, aunque se mantuvo abierta la actividad escolar y el comercio.

Estas restricciones deberán revisarse a partir de la próxima semana. Corresponde a los poderes regionales la implementación de las medidas, en función de la evolución territorial de la pandemia.

Desde el sector del ocio, la gastronomía y cultural se presiona por lograr una reapertura al menos parcial, con el argumento de que los principales focos de contagio no se dan en estos lugares, si están bien ventilados y se sujetan a las normas de higiene marcadas, sino en los encuentros familiares y reuniones, incluso privadas.

OPTIMISMO PRUDENTE

El presidente del RKI, Lothar Wieler, se mostró hoy "precavidamente optimista" con la evolución de la pandemia. La curva de contagios asciende "de manera algo menos empinada", dijo Wieler, aunque no se sabe si es una "evolución estable".

La cifra de pacientes en las ucis se ha duplicado en las dos últimas semanas hasta los actuales 3.127 -1.787 con respiración asistida-. En lo que se refiere a aparatos de respiración asistida y material médico todavía no hay escasez, pero sí en lo que respecta a espacio y sobre todo a personal especializado, precisó el RKI.

Alemania registró hoy 21.866 nuevos contagios en las últimas 24 horas, unos 1.900 más que hace una semana, pero por debajo del máximo diario de 23.399 casos alcanzado el pasado sábado.

El total de positivos en toda la pandemia se sitúa en 727.553, con 11.982 muertos. 467.800 personas han superado la enfermedad, pero los casos activos se sitúan en 247.800.

BAVIERA DEROGA EL CIERRE DE LOS GIMNASIOS

A la espera de decisiones o revisión de medidas por parte del estamento político, el Tribunal Administrativo de Baviera derogó hoy el cierre total de los gimnasios por considerarlo desproporcionado. La práctica del deporte individual no está prohibida, argumentó en su sentencia, y mientras ésta se ciña a las medidas de higiene marcadas debe ser posible, también en espacios cerrados.

El tribunal bávaro respondió así a la demanda de un club deportivo. Hace dos días, hubo una sentencia en el mismo sentido en Hamburgo, mientras siguen pendientes de resolución demandas parecidas de otros puntos del país.

(c) Agencia EFE