Laschet pide a su rival Scholz un claro "no" a la alianza con la izquierda poscomunista

·3 min de lectura

Berlín, 7 sep (EFE).- El candidato conservador a la Cancillería, Armin Laschet, exigió hoy de nuevo a su rival socialdemócrata, Olaf Scholz, una clara postura sobre una posible alianza con La Izquierda poscomunista alemana y afirmó que su partido sí que descarta cualquier cooperación con formaciones extremistas.

"Los ciudadanos tiene derecho a que aquel que quiere convertirse en canciller diga claramente aquí, (...) si usted quiere realmente, señor Scholz, invitar a esta gente a participar en un potencial gobierno", dijo Laschet en alusión a La Izquierda, en el marco de la campaña para las elecciones del 26 de septiembre.

Argumentó que se trata de un partido que quiere disolver la OTAN, el espionaje interior, que quiere desarmar el ejército en lugar de fortalecerlo y disolver sus fuerzas especiales y que "siempre ha dicho no a todos los tratados europeos".

Insistió en que "no es tan difícil decir no" y agregó que de la misma manera que le dice a La Izquierda que no habrá coalición con ellos, le dice a la ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) que no habrá ni cooperación, ni negociaciones ni coalición.

"Hacemos todo para que ustedes ya no estén representados en los parlamentos alemanes, esa es nuestra lucha contra su postura", dijo en dirección a AfD.

De esta "claridad de los demócratas contra determinadas posiciones" es de lo que va estas elecciones al Bundesta y "nosotros haremos todo para que no haya una alianza roji-roji-verde en Alemania" entre socialdemócratas, verdes y La Izquierda, aseguró.

UN CAMBIO DE ÉPOCA QUE REQUIERE UN REDISEÑO

Por otra parte, afirmó que en estos 16 años Merkel "ha conducido bien al país por diferentes crisis", al tiempo que señaló que en este periodo muchas cosas han cambiado y por lo tanto es momento también de un "rediseño", también a nivel europeo.

"Estamos ante un cambio de época", dijo, y agregó que Europa ha visto durante la pandemia cuán dependiente puede ser de una potencia extranjera en las cosas más simples.

Una de las grandes tareas que hay que abordar ahora es garantizar una alianza a nivel europeo contra China - a la vez rival y socio, dijo- y contra otras potencias en el mundo, señaló.

También la lucha contra el cambio climático hay que entenderla como una tarea global y para ello será necesario hablar con países "que no comparten nuestra forma de ver el mundo", ya sea Rusia, China o el mundo árabe, agregó.

En lo que respecta a la transición ecológica, subrayó que debe ser "socialmente sostenible" y permitir cambios estructurales hacia a una industria de impacto climático cero que a la vez permita mantener puestos de trabajo.

"Yo quiero que en veinte años sigamos teniendo una industria del automóvil en Alemania. Ese debe ser el imperativo", puso como ejemplo.

En materia de políticas sociales, señaló que la mejor es "sacar a los niños de Harz IV" - nombre con el que se conoce la prestación social que cubre las necesidades básicas- y apostó por el ascenso social a través del rendimiento y la educación en lugar de una "redistribución social".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente