Marcos Rojo volvió a romper la cuarentena: fue a jugar al paddle con amigos y lo filmaron

Gastón Hirschbrand

El futbolista argentino de 30 años Marcos Rojo, quien desde febrero se encuentra a préstamo en Estudiantes de La Plata cedido por Manchester United de Inglaterra, volvió a romper el aislamiento obligatorio decretado en el país por la pandemia del coronavirus.


Luego de las imágenes virales del pasado 2 de mayo compartidas por su hermano Franco, en las que se veía al zaguero zurdo fumando un cigarillo y jugando al truco con amigos sin respetar las medidas estipuladas por el gobierno, Rojo optó por repetir el comportamiento inadecuado.


En este caso, decidió ir a jugar al paddle en la quinta de verano del Centro Literario Israelita y Biblioteca Max Nordau, ubicada en 7 y 602 de Villa Elvira, siendo filmado por una vecina que compartió el video al medio 0221 de La Plata.


 "Sabemos que esto no está permitido y hasta ofrecimos formalmente ese espacio y nuestra sede al Municipio para usarlo para atención sanitaria, estamos dentro de las instituciones que aportaron sus espacios", afirmaron las autoridades del centro israelí.


Lo cierto es que el predio permanecía totalmente abierto y Rojo jugó al paddle en dicho establecimiento, en un nuevo acto de irresponsabilidad que no se condice para nada con los valores que aporta el club al que representa. ¿Habrá alguna sanción para el hombre de la Selección Argentina?