Marchas multitudinarias en Francia reclaman mejoras en los salarios

·3 min de lectura

Cerca de unas 200 manifestaciones fueron organizadas este martes en todo Francia por cuenta de sindicatos y grupos de izquierda. Los manifestantes le piden al Gobierno de Emmanuel Macron aumentar aún más el salario mínimo, volver a calcular la reforma del seguro de desempleo y algunos pendientes sobre las jubilaciones.

Salarios bajos, precios altos. Miles de personas salieron a manifestar este martes en muchas ciudades y pueblos de Francia. Los participantes consideran que la vida en las grandes urbes es cada vez más cara, además, existe una urgencia de clasificar las ramas profesionales para aumentar el salario mínimo, la emergencia salarial en el servicio público y muchas otras razones tienen los sindicatos para reclamar cambios al Gobierno de Emmanuel Macron.

Este martes se registraron protestas en Rennes, Nantes, Caen, Marseille, entre otras ciudades. En París, la capital, alrededor de 25.000 personas participaron en la marcha. Según cifras del ministerio del Interior, unas 85.000 personas se manifestaron en todo Francia, sin embargo, las cifras de la Confederación General del Trabajo (CGT) aseguran que fueron cerca de 160.000 participantes.

Junto a la CGT marcharon miembros de otros gremios: FO, Solidaires, FSU, así como las organizaciones juveniles Fidl, MNL, Unef y UNL. Todos protestaron en defensa de los salarios, el empleo, las pensiones y contra la reforma al seguro de desempleo. Incluso, otra de las consignas de las marchas fue el pase sanitario y la vacuna obligatoria que, según los sindicalistas, atenta contra las libertades de los trabajadores.

Aumento del salario mínimo ante el aumento del costo de vida

A pocos meses de las elecciones presidenciales en Francia, la tensión ya se empieza a sentir en el ambiente político francés.

En medio de esto, los sindicatos y grupos de izquierda fueron de nuevo a las calles para hacer visibles diferentes problemáticas y preocupaciones económicas con el fin de obtener “respuestas urgentes” por parte del Gobierno.

Una de las reformas más recientes y por la que muchos protestaron es la del seguro de desempleo, la cual ya no calculará la ayuda económica dividiendo los salarios brutos percibidos en los últimos 12 meses, sino durante los últimos 24 meses. Esto se traduce en una reducción de las prestaciones de las personas que reciben el beneficio de desempleo.

Otro de los argumentos de los manifestantes es el débil aumento del salario mínimo de crecimiento o ‘Smic’ (en francés) que es el salario mínimo legal.

El pasado 1 de octubre, el Smic incrementó en un 2,2%. Así que pasó de 1.554,58 euros a 1.589,47 euros, un incremento de 34,89 euros. No obstante, los manifestantes reclaman un salario mínimo de 1.700 euros.

Sobre la cuestión de los salarios, “las subidas de precios que han llegado a acentuar la presión sobre el poder adquisitivo muestran lo central que es esto”, dijo Yves Veyrier, secretario general de Force Ouvrière, al diario Ouest France.

Veyrier pidió además “una revalorización urgente de todos los oficios pegados al salario mínimo y dirigió su mensaje “tanto a los que nos gobiernan como a los que aspiran a gobernarnos mañana”.

Con AFP y medios locales

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente