La manifestación por Samuel termina con cargas policiales e indignación popular

·7 min de lectura

Una persona ha sido detenida esta tarde en Madrid tras algunos actos violentos acaecidos tras la manifestación de protesta por el crimen homófobo del joven coruñés Samuel Luiz Muñiz en la madrugada del pasado sábado, que tiene todavía a las autoridades pendientes de detener a los autores del asesinato

Fuentes de la Delegación del Gobierno han informado de que ha habido lanzamiento de objetos y algunos destrozos de mobiliario urbano en el barrio de Argüelles tras la manifestación, lo que obligó a intervenir a la Policía que dio por finalizados rápidamente los incidentes.

Varios vídeos con cargas de varios miembros de la Policía a manifestantes han provocado un movimiento de indignación en redes sociales, al entender que dos de los agentes se sobrepasaron por completo al golpear a varias personas que protestaban de manera pacífica.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

La diputada y líder de la oposición por Más Madrid en la Asamblea de Madrid, Mónica García, denunció esta tarde a través de las redes sociales que "no entendía la desproporcionalidad de la actuación de la policía" tras la concentración.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.
Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Una concentración multitudinaria y emotiva en la Puerta del Sol, convocada por el Movimiento Marika de Madrid, ha reclamado justicia para Samuel, el joven de 24 años asesinado el sábado en Coruña al recibir una brutal paliza.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Los manifestantes, 3.000 según la Delegación del Gobierno, han portado pancartas con lemas como "contra los nazis, marikonazos" y "homofobia y fascismo son lo mismo". Algunas de esas pancartas mostraban también la foto de Samuel sobre la leyenda "Descansa en poder", entre numerosas banderolas LGTBI.

(Photo by Guillermo Gutierrez Carrascal/SOPA Images/LightRocket via Getty Images)
(Photo by Guillermo Gutierrez Carrascal/SOPA Images/LightRocket via Getty Images)

Además miles de personas se han movilizado esta tarde en varias ciudades del país para exigir justicia ante la brutal agresión a Samuel Luiz. Destacada ha sido la de la Puerta del Sol en Madrid y la de A Coruña, donde amigos de Samuel cogieron el micrófono clamaron justicia vestidos con camiseta arcoiris en su denuncia por su asesinato.

Las emotivas concentraciones de protesta se han sucedido en A Coruña, Barcelona, Madrid o Valencia, todavía bajo la conmoción del asesinato del joven, que sigue investigándose y que ha condenado en la red social Twitter el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

En la ciudad gallega, escenario del crimen, miles de coruñeses se han concentrado en la plaza de María Pita, convocados por colectivos LGTB, que han achacado el crimen a una muestra de LGTBIfobia, aunque aun no ha sido confirmada por la investigación, que mantiene abiertas todas las vías.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Los asistentes han guardado un minuto de silencio que ha culminado con un fuerte aplauso, en una plaza completamente abarrotada.

A pesar de la lluvia, un grupo de amigas de la víctima, visiblemente afectadas, han exhibido pancartas en las que se podía leer "Su amor no hacía daño, nuestro odio sí", "Pedimos respeto" o "Samu no ha muerto, lo han asesinado".

En la movilización, representantes de las entidades convocantes han leído un manifiesto y después una amiga de Samuel, entre lágrimas, ha dado las gracias a los sanitarios que atendieron al joven por su esfuerzo. "Hice todo lo posible para que sobreviviera", ha añadido.

En Madrid, la Puerta del Sol ha acogido el acto de protesta, convocado por el Movimiento Marika de la capital, que ha reunido a unas 3.000 personas, entre ellas, el cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero y la secretaria de organización de la formación morada, Lilith Verstrynge.

También se han sumado representantes políticos madrileños como la portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento de la capital, Rita Maestre, la portavoz de Unidas Podemos en la Asamblea, Carolina Alonso, y el diputado socialista en el Parlamento regional Santiago Rivero.

Los manifestantes han portado pancartas con lemas como "contra los nazis, marikonazos" y "homofobia y fascismo son los mismo" y algunas también con la foto de Samuel sobre la leyenda "Descansa en poder", entre numerosas banderolas LGTBI.

Además, han coreado consignas del tipo "Samuel no ha muerto, lo han asesinado", "A Samuel lo han matado por ser maricón" y han lanzado gritos de "Asesinos", entre aplausos y lágrimas de los asistentes.

(Photo by Guillermo Gutierrez Carrascal/SOPA Images/LightRocket via Getty Images)
(Photo by Guillermo Gutierrez Carrascal/SOPA Images/LightRocket via Getty Images)

Durante la concentración, los organizadores han leído un comunicado en el que han incidido en que "A Samuel lo mataron por maricón, lo repetimos tantas veces como haga falta" y han denunciado que "la respuesta que hay ante esos actos es mínima, si es que la hay".

"Samuel hermano, nosotros no olvidamos", "No pasarán" o "Ninguna agresión sin respuesta" han sido algunas de las proclamas que se han gritado a lo largo de la concentración de Barcelona, que ha arrancado con un sentido aplauso y ha concluido con un minuto de silencio.

El cruce de las calles Compte Borrel y Parlament y sus alrededores se han llenado con centenares de personas con pancartas y banderas del colectivo LGTBI en una protesta convocada por el Observatorio Contra la Homofobia y la Plataforma LGTBIcat, en la que han participado las conselleras Tània Verge y Violant Cervera o la alcaldesa de Barceona, Ada Colau, entre otros representantes públicos.

En Valencia, más de 300 personas han abarrotado la zona de la plaza del Ayuntamiento situada ante la Casa Consistorial para mostrar su repulsa por el asesinato de Samuel, convocadas principalmente por entidades LGTBI y apoyadas desde el equipo de gobierno local.

"Ací estem, nosaltres no matem!" (¡aquí estamos, nosotros no matamos!) ha sido el lema más coreado durante la concentración, en la quetambién se han gritado consignas a favor del respeto a todas las opciones sexuales y contra la homofobia.

Tras un minuto de silencio, los concentrados han prorrumpido en aplausos mientras se escuchaban también gritos de "asesinos" y "nos están matando y no hacéis nada", y en el suelo una pancarta improvisada rezaba: "Contra los nazis, mariconazos. Fuego al sistema".

La investigación

Los investigadores están también visionando los vídeos de la paliza, según ha explicado el delegado del Gobierno en Galicia, José Miñones, quien ha dicho que tras tomar declaración a "todos los testigos sabremos si se trata de un crimen homófobo o no", como se ha denunciado en las redes sociales.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha confirmado también que todavía no se ha practicado ninguna detención, aunque ayer se informó erróneamente de 13 detenidos, y ha recalcado que la Policía Nacional trabaja "de forma exhaustiva para, en la mayor brevedad posible, esclarecer los hechos, saber cuál es la naturaleza de los mismos" y detener a los autores.

Marlaska ha calificado este hecho como un "dramático acontecimiento" y ha dejado claro que "no está excluida ninguna hipótesis, ni el delito de odio ni cualquier otro".

La ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, ha apelado a la unidad de todos los partidos para combatir los crímenes de odio, como el del joven Samuel, de 24 años, que recibió una paliza mortal este fin de semana en A Coruña "al grito de maricón".

"No caben medias tintas, creo que nuestro país, como país democrático debe estar posicionado con todas las fuerzas políticas en contra de este tipo de violencia", ha asegurado Belarra, quien ha lamentado el repunte "tanto de los asesinatos como de las agresiones por distintos motivos, de género y racistas".

Como un "hecho puntual" ha calificado la paliza a Samuel a las puertas de una discoteca en el paseo marítimo de la ciudad gallega la subdelegada del Gobierno en A Coruña, María Rivas, quien no ha podido confirmar que se trate de una agresión motivada por la homofobia.

Las detenciones "se producirán", ha recalcado el delegado del Gobierno, que ha adelantado que ya "hay ciertas identificaciones" tras la toma de declaraciones, a la vez que ha pedido "tiempo" y "dejar trabajar a los profesionales".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente