Madeleine McCann: revelan la identidad y más detalles del sospechoso relacionado con la desaparición de la niña

Redacción - BBC News Mundo
La policía ha buscado a Madeleine McCann por 13 años.

Desde hace más de una década, el misterio sobre el paradero de Madeleine McCann la ha convertido en "la niña desaparecida más famosa del mundo".

Pero la suerte de la menor británica, cuyo rastro se perdió en 2007 en una playa de Portugal, sigue siendo uno de los grandes dolores de cabeza para las grandes agencias de investigación criminal de Europa.

Ahora, 13 años después, nuevas evidencias apuntan a otro presunto responsable.

La Policía Metropolitana de Londres identificó este miércoles a un nuevo sospechoso; se trata de un alemán de 43 años al que el diario Telegraph, a partir de sus fuentes, le ha puesto nombre y apellido: Christian Brueckner, que viajó por Portugal en una autocaravana en las mismas fechas en que la niña, que tenía entonces tres años, vacacionaba con sus padres.

Y, de acuerdo con Scotland Yard, habría estado en el lugar y la hora donde la menor fue vista por última vez. El sospechoso está en la cárcel tras ser inicialmente condenado por un delito de narcotráfico y posteriormente por violar a una pensionista en Portugal, según la publicación alemana Spiegel. Además, tiene acumuladas otras dos condenas por “contacto sexual con niñas menores de edad”

Ahora, las autoridades británicas buscan información sobre la camioneta y otro vehículo, marca Jaguar, que utilizó el sospechoso y que fue transferido a nombre de otra persona el día después de que la niña desapareció.

"Alguien por ahí sabe mucho más de lo que están dejando ver", dijo Mark Cranwell, el investigador británico que lidera la búsqueda.

Los McCanns, en 2012, muestran una foto de cómo Madeleine sería a ese año.

De acuerdo con el agente, la policía continúa considerando a McCann "persona desaparecida", porque no tiene "evidencia definitiva" sobre si está viva o no.

Sin embargo, los investigadores alemanes de la Oficina Federal de Policía Criminal, el Bundeskriminalamt (BKA), clasificaron la búsqueda como una "investigación de asesinato".

Scotland Yard dijo que las autoridades alemanas habían tomado la iniciativa en este aspecto porque el sospechoso alemán estaba bajo custodia en su país.

¿Qué más se sabe del sospechoso?

La policía británica indicó inicialmente que el hombre se encontraba arrestado por un "asunto no relacionado" y que tenía "condenas anteriores", pero se negaron a proporcionar más detalles.

Cranwell comentó que el preso, que entonces tenía 30 años, frecuentaba el Algarve, el extremo sur de Portugal, entre 1995 y 2007, e iba de un lado a otro en su autocaravana.

"Algunas personas conocerán al hombre que estamos describiendo hoy... Quizás conozcan algunas de las cosas que ha hecho", dijo.

Las autoridades creen que el sospechoso estaba en el área de Praia de Luz, donde se alojaba la familia McCann, cuando la niña desapareció.

La caravana en la que viajaba el hombre fue vista en Praia da Luz en Portugal.

Al parecer, el alemán recibió una llamada telefónica que duró casi 30 minutos y que tuvo lugar cerca de la hora de la desaparición de la niña.

La policía dio a conocer detalles del número de teléfono del sospechoso y del que marcó, y dijo que cualquier información sobre ellos podría ser "vital" para la investigación.

"Son testigos clave y los instamos a que se pongan en contacto", dijo Cranwell.

La policía informó que el sospechoso estuvo inicialmente entre las 600 personas que los detectives investigaron durante la llamada Operación Grange, aunque no encontraron evidencias inicialmente en su contra.

Después, en 2017, aparecieron nuevas pruebas en su contra.

El hombre transfirió la propiedad del Jaguar XJR6 un día después de la desaparición de Madeleine.

Desde entonces, los detectives británicos han llevado a cabo "investigaciones exhaustivas" en Portugal y Alemania para reunir más detalles sobre el sospechoso.

Scotland Yard dijo que estaban tratando de "probar o refutar" su participación en el caso.

¿Es un avance significativo?

Análisis de Danny Shaw, corresponsal de Asuntos Domésticos de la BBC

¿Es este preso alemán el hombre que puede resolver el misterio?

Ciertamente parece una novedad significativa, y esas palabras son las que usó la policía.

Las pruebas, de acuerdo a los detectives, sitúan al hombre cerca de la escena del crimen; cambiar el registro de su auto el día después de la desaparición es, sin duda, sospechoso.

Su registro criminal, revelado por la policía alemana, es también una indicación de cuáles podrían haber sido sus motivaciones.

Pero ha habido tantas pistas falsas en el pasado que no llevaron a ninguna parte...

Hace tres años, Scotland Yard dijo que estaba trabajando en una línea de investigación "crítica".

Ahora nos dicen que hay otra. Esto puede explicar por qué los detectives británicos son más cautelosos que sus colegas alemanes.

Madeleine desapareció de un apartamento de un resort de vacaciones en Portugal la noche del 3 de mayo de 2007 mientras sus padres cenaban con otros amigos en un bar.

Su desaparición generó una costosa y enorme operación de búsqueda por buena parte de Europa. La más reciente investigación de la policía de Londres, que comenzó en 2011, ha costado más de 11 millones de libras (más de US$13 millones).

Kate y Gerry McCann, en 2017. Los padres dicen que no pierden la esperanza.

La familia McCann agradeció la novedad en la investigación y el "continuo esfuerzo" de la policía en la "búsqueda de Madeleine".

"Todo lo que siempre quisimos es encontrarla, descubrir la verdad y llevar a los responsables a la Justicia", se lee en el comunicado.

"Nunca abandonaremos la esperanza de encontrarla viva, pero sea cual sea el resultado, necesitamos saberlo porque necesitamos encontrar la paz", agregó la familia.