Lush, marca pionera en cosmética 'cruelty free', abandona las principales redes sociales

·2 min de lectura
Una tienda de Lush en Munich (Photo: Jeremy Moeller via Getty Images)
Una tienda de Lush en Munich (Photo: Jeremy Moeller via Getty Images)

Llega el Black Friday y con él Lush, la marca de cosmética fresca y cruelty free, se irá a negro en la mayoría de sus redes sociales. La firma desactivará sus perfiles de Facebook, Instagram, Snapchat, Whatsapp y TikTok este viernes 26 “hasta que estas plataformas puedan ser un entorno más seguro para quienes las utilizan”.

Entre esos perfiles que dejarán de funcionar están los generales de Lush, así como los de cada tienda y los de los trabajadores de la marca. La decisión se ha tomado tras las recientes informaciones, entre ellas los llamados Papeles de Facebook, sobre cómo perjudican algunas redes sociales la salud mental de las personas que las utilizan y la firma reclama una regulación.

“Algunas redes sociales están empezando a convertirse en sitios oscuros y peligrosos, en callejones sin salida donde nunca le pediríamos a una persona que se encontrase con Lush en la vida real. Algo tiene que cambiar”, reza el comunicado la firma, conocida por ser pionera en la cosmética cruelty free.

La firma explica que no pueden “seguir esperando” a que las instituciones internacionales obliguen a las plataformas a implementar medidas que no pongan en peligro la salud mental de sus usuarios. “Sentimos la obligación de tomar nuestras propias medidas para proteger a las personas del daño y la manipulación que puedan experimentar al intentar conectarse con Lush en las RRSS”, añaden.

Para abrir nuevas ventanas de comunicación con sus seguidores, desde la marca han prometido “invertir en nuevas formas de conectarse y construir mejores canales de comunicación en otros lugares o plataformas”.

La decisión de Lush es arriesgada y pionera el sector de la belleza, que despliega un amplio número de recursos a presentar sus productos en redes sociales. De hecho, las marcas de maquillaje y cosmética fueron de las primeras en apostar por los influencers para publicitarse.

A pesar de que esta decisión supone cortar de raíz, la marca ya había dado que hablar en 2019 cuando la división británica de Lush decidió dejar de publicar en sus perfiles de Facebook e Instagram. Con el confinamiento a principios de 2020 decidieron recuperar la actividad para comunicarse con sus seguidores, pero sumándose a iniciativas como el Día de la Desintoxicación Digital.

Ahora dan un paso más allá con este acto de rebeldía que, esperan, sirva de algo. “He pasado toda mi vida evitando poner ingredientes dañinos en las fórmulas de nuestros productos. Ahora hay evidencias abrumadoras de que estamos en riesgo al usar las redes sociales”, zanjó Mark Constantine OBE, cofundador y CEO de Lush.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente