Libertad provisional para dos detenidos con doble nacionalidad en Arabia Saudita

·1 min de lectura
Dirigida por el príncipe heredero Mohamed bin Salmán, Arabia Saudita ha llevado a cabo una fuerte represión contra los disidentes y defensores de los derechos humanos ante la indiferencia del expresidente estadounidense Donald Trump

Arabia Saudita dejó en libertad provisional a dos detenidos con doble nacionalidad estadounidense-saudí, anunciaron asociaciones de defensa de derechos humanos y fuentes cercanas a sus familias.

Salah al Haider, hijo de una militante de derechos de la mujer, y Bader al Ibrahim, escritor y médico, fueron detenidos en abril de 2019 y acusados de crímenes vinculados con terrorismo.

Las asociaciones Prisoners of Conscience y Freedom Initiative, una organización con sede en Washington, y fuentes de las familias que pidieron el anonimato anunciaron su liberación provisional.

"Es un avance bienvenido, aunque debería haber tenido lugar hace mucho tiempo", declaró en un comunicado Bethany al Haidari, de Freedom Initiative.

"Bader al Ibrahim y Salah al Haider nunca deberían haber sido detenidos, y su liberación no debería ser 'provisional'", declara en un comunicado.

Los dos detenidos fueron liberados a la espera de juicio ante el Tribunal Criminal Especial saudí, una jurisdicción terrorista ante la que tendrán que comparecer el 8 de marzo, señala Freedom Initiative.

Asociaciones de defensa de los derechos humanos acusan al reino petrolero ultraconservador de utilizar este tribunal para hacer acallar las voces críticas bajo cubierto de lucha contra el terrorismo.

Las autoridades sauditas no se han manifestado oficialmente ni sobre la detención de estos dos hombres, ni sobre las acusaciones o liberación provisional.

Arabia Saudita ha acelerado últimamente el ritmo de los juicios políticos tras la victoria de Joe Biden en la elección presidencial estadounidense de noviembre.

Y es que el demócrata se comprometió durante su campaña electoral a hacer de Arabia Saudita un Estado "paria" debido a sus violaciones de los derechos humanos, ante las cuales, su predecesor Donald Trump cerró mayoritariamente los ojos durante durante su mandato.

ac/rma/plh/roc/af/lda