El liberal Yani Rosenthal busca el poder ofreciendo dinero a los hondureños

Tegucigalpa, 25 nov (EFE).- El candidato del Partido Liberal de Honduras, Yani Rosenthal, quien en 2020 regresó a su país después de cumplir en EEUU una condena por supuesto lavado de dinero procedente del narcotráfico, busca el poder ofreciendo dinero a través de un programa denominado "Ingreso básico universal".

Rosenthal, de 56 años, nació en San Pedro Sula, en el norte de Honduras, y este año fue elegido candidato presidencial del centenario y conservador Partido Liberal, cuyo Consejo Central Ejecutivo preside.

De ser hijo de uno de los empresarios más millonarios que ha tenido Honduras, Jaime Rosenthal, quien falleció en 2019, Yani ahora se define como un "pobre" que ni siquiera tiene una cuenta de ahorros, porque los bienes suyos y de su padre les fueron incautados luego de ser acusados en 2015 por Estados Unidos de lavado de dinero procedente del narcotráfico.

Con estudios en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (EEUU) y abogado de profesión, en su momento Yani estuvo al frente de algunas de las múltiples empresas que tuvo su padre, entre ellas el diario "Tiempo", que en su versión impresa dejó de circular luego de la incautación de bienes que sufrieron en 2015.

Desde entonces varios empleados del diario que quedaron sin trabajo vienen exigiendo el pago de prestaciones laborales.

Yani, padre de cuatro hijas, esta casado con Claudia Madrid.

Es el segundo de la familia Rosenthal que busca la presidencia de Honduras, después de cuatro intentos fallidos de su padre, quien fue líder del Partido Liberal y asesor económico de gobernantes.

El político hondureño fue ministro de la Presidencia de 2006 a 2008, durante el gobierno que presidió Manuel Zelaya, quien fue derrocado el 28 de junio de 2009 cuando impulsaba reformas constitucionales desoyendo impedimentos legales.

En los comicios generales de 2009, Yani Rosenthal fue elegido diputado por el Partido Liberal, que se había fraccionado luego del golpe de Estado a Manuel Zelaya, ese mismo año.

Yani es uno de los cuatro hijos que tuvo Jaime Rosenthal con su esposa, Miriam Hidalgo, y según analistas, por su experiencia empresarial y su paso por el Gobierno durante el mandato de Zelaya, quizá sea el que mejor visión tenga sobre los problemas económicos y financieros de su país.

El exministro ha promovido, como "novedad" de su campaña política, "un plan de gobierno que se propone transformar sustancialmente la economía de Honduras", mediante el que ofrece un "Ingreso Básico Universal".

El plan supone que, de ganar Rosenthal las elecciones, todos los hondureños mayores de 18 años recibirían 1.500 lempiras mensuales (unos 62 dólares), lo que para algunos analistas es populismo.

Según Yani Rosenthal, su programa "busca construir una economía más fuerte, sólida y resiliente", y para lograrlo, "hay que pasar de una economía de consumo, como es ahora, a una de exportación".

Además, dice que su objetivo es aumentar las exportaciones agrícolas de Honduras en 2022, mientras que en 2023 y 2024 subir las de manufactura ligera y textil.

Su propuesta incluye sacarles provecho a los conflictos comerciales entre China y EEUU, para atraer inversiones estadounidenses a Honduras, principalmente en servicios de tecnología.

También promete mejoras en los campos de la educación, turismo y combate a la corrupción, entre otras iniciativas.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente