La ley del PSOE para abolir la prostitución sale adelante con PP y Podemos pero sin los comunes ni sus socios del Congreso

·3 min de lectura
Adriana Lastra durante el debate. (Photo: Europa Press News via Getty Images)
Adriana Lastra durante el debate. (Photo: Europa Press News via Getty Images)

Adriana Lastra durante el debate. (Photo: Europa Press News via Getty Images)

El pleno del Congreso ha admitido a trámite la Ley para abolir la prostituciónimpulsada por el PSOE con el apoyo de PP y la mayor parte de Unidas Podemos, que ha visto como cinco de los diputados de En Comú Podem han votado en contra.

La propuesta tampoco ha recibido el ‘sí’ de los socios de investidura como ERC que ha votado que no y EH Bildu o PNV que se han abstenido. Otros grupos como Ciudadanos o Vox la han rechazado directamente porque consideran que la iniciativa no soluciona el problema de la prostitución.

En total, el resultado se ha cerrado con 232 votos a favor, 38 en contra y 69 abstenciones.

La prostitución ha enfrentado tradicionalmente al movimiento feminista y el PSOE, que ha hecho bandera de su abolición, decidió lanzar este órdago después de que varios de sus socios exigieran eliminar de la conocida como ley del solo sí es sí los artículos que penalizaban el proxenetismo y el alquiler de locales para la prostitución.

La iniciativa que comienza ahora su andadura en el Congreso recupera ese objetivo y, en línea con el modelo sueco y francés, amplía su ámbito a los puteros, con multas e incluso penas de prisión si se trata de una menor.

El principal apoyo ha llegado del grupo popular, cuya portavoz, Marta González ha subrayado la voluntad de su partido de colaborar en la transformación social, “al margen de que la norma sea mejor o peor”. “Las sociedades pueden cambiar y estamos en uno de esos momentos”, ha expresado.

Por su parte, la diputada de Unidas Podemos Sofía Castañón ha expuesto también múltiples discrepancias y ha avanzado que enmendarán el texto para castigar el proxenetismo vinculado a la explotación, reformar la ley de extranjería y eliminar el artículo que multa a los puteros.

Más críticos han sido otros grupos durante sus exposiciones en el debate en la que han exigido debates más integrales, contando con la voz de las empleadas de la prostitución y donde se tenga en cuenta la prostitución ejercida libremente.

La voz más crítica ha llegado por parte de ERC. Su portavoz en el pleno, Pilar Vallugera, ha denunciado la “demagogia” del PSOE al presentar esta ley sin consultar a las mujeres que se prostituyen y no atender sus necesidades: “están blanqueando sus sepulcros; son ustedes unos hipócritas”.

Contra el proxenetismo y la explotación

La propuesta recoge la modificación del artículo 187 del Código Penal para que se castigue cualquier clase de proxenetismo sin exigir relación de explotación, según ha defendido Adriana Lastra desde la tribuna del hemiciclo.

De esta forma, se impondrían penas de prisión de hasta seis años y multa de 18 a 24 meses a los que abusen de la superioridad o la vulnerabilidad para someter a una persona a ejercer la prostitución.

Además, la propuesta recupera la tercería locativa que pena a aquellos que se lucran con la cesión de inmuebles o locales para que se favorezca el ejercicio de la prostitución.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente