Legislativas en Japón: el partido gobernante de Kishida se aferra a la mayoría parlamentaria

·3 min de lectura

Según la última proyección, el gobernante Partido Liberal Democrático del primer ministro Fumio Kishida dio vuelta a una inicial pérdida de escaños, obteniendo "una mayoría estable" en el Parlamento, conocido en suelo nipón como 'Dieta'. Aunque se advertía que la oposición podía frenar sus planes en coalición, datos a boca de urna consolidan su figura, al superar estos obstáculos electorales.

Las primeras proyecciones de las legislativas en Japón vislumbraban un revés para el Gobierno del recién nombrado primer ministro Fumio Kishida, puesto voluntariamente a prueba electoral, tras asumir el cargo a inicios de octubre.

Sin embargo, pese a las afirmaciones de una gran pérdida de escaños respecto a las que ganó en la cita de 2017, el gobernante Partido Liberal Democrático (PLD) se aferró a una mayoría en la Cámara Baja del Parlamento –'Dieta' en japonés–, en un momento en el que las finanzas se encuentran golpeadas por el Covid-19 y los desafíos de seguridad regional.

Así lo dio a conocer la cadena estatal NHK a horas del lunes local, revelando más de 261 escaños, es decir, "una mayoría absoluta estable", para el PLD y su socio menor de coalición, el partido budista Komeito.

El movimiento oficialista llegó a las elecciones de este 31 de octubre con 276 de los 465 escaños en juego, de los cuales 29 sumaban gracias a Komeito. Y, si bien habría una ligera pérdida de asientos, la bancada de Kishida supera de largo los 212 puestos que le asignaron las encuestas al comienzo de las urnas.

Sus escaños combinados superan, entonces, la mayoría parlamentaria establecida en 233 asientos, para una formación conservadora, que ha gobernado la tercera economía mundial casi de forma ininterrumpida desde 1955.

En contraste, el principal partido de la oposición, el Constitucional Democrático de Japón (PCDJ), y las otras cuatro fuerzas que concurrían en bloque, habrían fallado en su camino de cosechar numerosos asientos, aunque nunca superando el dominio de la coalición gobernante.

Tras conocer estas proyecciones, el exbanquero y premier japonés aseguró que los ciudadanos le han dado la confianza para seguir liderando el Gobierno. No obstante, admitió que "la agrupación de los partidos de la oposición hizo difícil la situación de los candidatos del PLD en muchos distritos".

Ha sido el caso del secretario general del PLD, Akira Amari, que tiene la intención de presentar su dimisión, luego de perder el único asiento de su distrito.

La importancia de la Cámara Baja del Parlamento nipón

La Cámara Baja o Cámara de Representantes es la más poderosa del Parlamento bicameral japonés, y el partido o la coalición que logra controlarla puede elegir al primer ministro, aprobar presupuestos estatales o ratificar tratados internacionales, entre otras competencias.

Por ejemplo, la intención de Kishida es que el Parlamento "apruebe un presupuesto adicional este año", así como cumplir su promesa de abordar la desigualdad de la riqueza, promoviendo un "nuevo capitalismo" y ayudando a desempleados y estudiantes con más medidas de financiación.

Toda disminución del dominio parlamentario dificulta entonces la aprobación de proyectos de ley, que es el mayor obstáculo que ha logrado superar el primer ministro recién electo.

Antes de las legislativas, los analistas apuntaban a que la coalición oficialista había llegado a este punto de duda debido a un desgaste político marcado por las consecuencias económicas de la pandemia, factores que influyeron en la salida del otrora primer ministro Yoshihide Suga a finales de septiembre pasado.

Con Reuters, AP y EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente