Las imágenes de 3 nuevos cachorros de lince ibérico nacidos en España

Una cámara trampa situada en el refugio de Fauna Chico Mendes de Ciudad Real ha conseguido captar las primeras imágenes de una nueva camada de 3 cachorros de lince ibérico. Este animal, en peligro de extinción, está inmerso en un programa de recuperación realizado por la organización WWF en una finca, ubicada en Sierra Morena, y que está consiguiendo que más de 800 ejemplares de este felino vivan y se reproduzcan en territorios salvajes situados entre España y Portugal.

La mamá se llama Odrina, ha dado a luz por segundo año consecutivo en el pajar de la finca, el mismo lugar donde nació, y en las imágenes, que rebosan ternura, se ve por primera vez cómo las tres pequeñas crías de lince, cuyo sexo aún no ha trascendido, salen de su escondite y comienzan a pelearse, actitudes que comienzan cuando los cachorros tienen unos dos meses de edad.

El programa Territorio lince de WWF, ha sorprendido con unas imágenes de los nuevos habitantes del refugio Chico Mendes: 3 nuevas crías de lince ibérico que nacieron en marzo. (Crédito: WWF)

WWF ha hecho público además otro vídeo nocturno de la madre con los 3 pequeños linces, donde parece que no paran de jugar ni de noche. En las imágenes se cuela también otra de las 2 crias que Odrina tuvo el año pasado, a las que se terminaron llamando Queen y Quijote.

Para la madre fue su segundo parto, en el que dio a luz a 4 crías, como se puede observar en la foto, una de las cuales finalmente falleció en los últimos días, posiblemente por ser la más débil de la camada (Crédito: WWF)

Sin embargo, no todo son buenas noticias. Según ha comunicado la organización, “tenemos que lamentar la muerte de uno de los cachorros, por causas naturales, ya que ha fallecido a pesar del plan de emergencia desplegado durante el fin de semana entre la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y WWF”. Al parecer, la mortalidad infantil es común en camadas grandes como la de Odrina, que parió 4 cachorros y precisamente, cuando los pequeños comienzan a tener más actividad y a jugar peleándose, los ejemplares débiles o enfermos pueden acabar muriendo. Y al parecer eso pudo ocurrir con el cuarto cachorro que tuvo la mamá lince. Pero al menos quedan 3. Quizás dentro de poco podamos verlos pasar por delante de la cámara 24 horas que WWF tiene colocada en otra parte del parque, dentro del programa Territorio Lince.

Más historias que te pueden interesar: