El documental sobre Robin Williams que revela cómo la demencia marcó sus últimos años

Paula M. Gonzálvez
·Redactora de El HuffPost
·2 min de lectura
El actor Robin Williams falleció el 11 de agosto de 2014. (Photo: Getty Images)
El actor Robin Williams falleció el 11 de agosto de 2014. (Photo: Getty Images)

Hay ausencias que nunca se olvidan. Una de ellas es la de Robin Williams, uno de los actores más queridos por los amantes del cine. El protagonista de El indomable Will Hunting, que se suicidó el 11 de agosto de 2014 a los 63 años, vuelve a ser el protagonista de un documental. El deseo de Robin, ideado y producido por su viuda Susan Schneider Williams, se estrena este viernes en Filmin.

Williams padecía depresión y creía tener Parkinson, aunque la autopsia reveló que este último diagnóstico fue erróneo. Realmente sufría demencia con cuerpos de Levy, una enfermedad degenerativa que afecta a la cognición, y provoca depresión, ansiedad, miedo, alucinaciones y delirios. Por ello, el actor nunca pudo entender la fragilidad cada vez mayor de su memoria, sus temblores o su insomnio, y llegó a plantearse si lo que le ocurría tenía que ver con el Alzheimer o la esquizofrenia. “El caso de Robin fue devastador”, comenta un médico en el documental sobre el tormento de Williams.

El deseo de Robin profundiza en cómo la enfermedad que sufría sin saberlo podría haber influido en su muerte, y cuenta con testimonios de personas cercanas al actor que hasta ahora no se habían pronunciado, como Shawn Levy. El director de su última película, Noche en el museo, cuenta cómo el cómico de las mil voces le dijo “ya no soy yo, qué está pasando” y explica cómo sufría en el set de rodaje, cuando le costaba recordar el guión. Se suma al testimonio del director de la serie The Crazy Ones, David E. Kelly, que revela que tuvo que esconder en los planos la mano del actor por los temblores.

Su viuda, testigo directo de ese calvario, también lo cuenta en la película. “Cuando los médicos después de la autopsia me d...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.