La justicia española abre una investigación ante el eventual desarme de ETA

Tres miembros de la banda armada ETA que reivindican ser los autores del atentado del 20 de diciembre de 1973 contra el presidente del Gobierno Luis Carrero Blanco, ofrecen explicaciones a los periodistas nueve días después en el sur de Francia

La justicia española abrió este jueves una investigación judicial en relación con el eventual desarme de la banda ETA, que podría ocurrir el sábado en Francia, informó una fuente judicial.

"El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha admitido a trámite una denuncia interpuesta por la fiscalía en la que se le pide que libre una comisión rogatoria a Francia", indicó la fuente a la AFP.

El objetivo es que Francia "informe de todo lo que tenga relación con el desarme de ETA", agregó.

Esta decisión de la Audiencia Nacional, un alto tribunal expecializado en casos de terrorismo, entre otros, se produce después de que el 18 de marzo el Gobierno vasco anunciara que ETA procedería rápidamente a su desarme.

En principio, el desarme sin condiciones se producirá el sábado.

Según una fuente próxima a la organización del desarme, éste consistirá en informar a la justicia francesa de la ubicación de los escondites de armas, que se encuentran en Francia.

Este gesto simbólico estará acompañado por celebraciones de asociaciones y partidos vascos en Bayona, en el sureste de Francia.

La justicia española busca que se la mantenga informada de las armas recuperadas, ante la posibilidad de que puedan ofrecer nuevos datos, sobre todo en relación con crímenes no resueltos de ETA.

En octubre de 2011, 'Euskadi Ta Askatasuna' (País Vasco y Libertad, en euskera) anunció su renuncia definitiva a más de cuatro décadas de lucha armada por la independencia del País Vasco y Navarra, durante las que se le han atribuido 829 asesinatos.

Hasta ahora, ETA, cuyo último asesinato ocurrió en 2010 en Francia, rechazaba el desarme y disolución unilateral exigidos por España y Francia y reclamaba una negociación sobre la situación de sus presos.

Según las autoridades penitenciarias españolas, continúan en prisión cerca de 360 pertenecientes a ETA, 280 en España y 75 en Francia. Un centenar de ellos cumple penas de más de diez años de cárcel.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines