La despedida de soltera de una rica heredera turca que ha acabado en tragedia

Mina Basaran, hija de un conocido empresario turco, y siete de sus amigas, dos de ellas españolas, han fallecido cuando el avión el que que volvía de celebrar la despedida de soltera de la primera cayó por razones aún desconocidas y se estrelló en la zona del monte Helen, en Irán. Junto a ellas han fallecido también los miembros de la tripulación, las dos pilotos y una azafata. La caja negra ya ha sido recuperada.

Durante todo el finde de semana Mina Basaran y sus amigas habían inundando sus perfiles en redes sociales con las fotos de una despedida de soltera de lujo que incluyó un concierto de Rita Ora. En una de ellas se podía a la protagonista subiendo a ese Bombardier CL604, número TC-TRB, perteneciente a la compañía de su padre, Basaran Holding, que unas horas después se estrellaría trágicamente.

Algunos testigos citados por el responsable de emergencias, Mojtaba Jalidi, han declarado que vieron como el avión se precipitaba con uno de los motores en llamas, aunque aún se desconocen las causas de un accidente del que se ha descartado que pueda haber supervivientes entre las ocho pasajeras y los tres miembros de la tripulación. Todos ellos mujeres.

En el aparato, que se estrelló en una zona montañosa a unos 370 kilómetros al sur de Teherán, viajaban dos mujeres con la doble nacionalidad turca y española, según ha confirmado el Ministerio de Exteriores. Estás habrían obtenido la nacionalidad española en su condición de origen judeoespañol. Entre las víctimas se encuentran hijas de hombres de negocios del país y la diseñadora de la línea Lily and Rose, Liana Hananel.

Las labores de rescate, en las que participan seis equipos, están siendo complicadas por lo difícil del terreno y por las malas condiciones meteorológicas en la zona. Aún así, el vicegobernador de la provincia de Chaharmahal y Bajtiarí, Yafar Mardani, aseguró a la agencia IRNA que ya han sido recuperados los cuerpos de diez de las once víctimas y la caja negra del avión.

Hace menos de un mes otro avión de la compañía iraní Aseman sufrió un accidente en la misma zona en el que fallecieron 65 personas, todo el pasaje y la tripulación.

Mina Basaran, sus amigas y la tripulación del avión siniestrado sobre Irán en el que murieron todos sus ocupantes. (Foto compartida en Instagram por @adige_fsn)