La campaña de acoso y derribo contra Alexandria Ocasio-Cortez

En los últimos meses Alexandria Ocasio-Cortez se ha acostumbrado a batir récords gracias a su meteórica carrera ascendente en la política estadounidense. Con solo 29 años, la puertorriqueña es la nueva sensación de un Partido Demócrata que se encuentra huérfano de líderes tras la marcha de Obama y la dura derrota de Hillary Clinton contra Trump.

Sus logros así lo avalan. En junio de 2018 ganó las primarias de su formación en Nueva York tras derrotar a un congresista que había ocupado durante 20 años el asiento. Este prometedor inicio se vio refrendado en noviembre cuando ganó el escaño del distrito 14 de Nueva York por un amplio margen de votos, convirtiéndose en la mujer más joven de la historia en llegar al Congreso.

Alexandria Ocasio-Cortez (AP).

Ocasio-Cortez es una figura emergente y carismática que tiene un amplio recorrido en las instituciones estadounidenses, pero, como es habitual en política, ya se ha granjeado varios enemigos. Los principales son los medios conservadores que, ante su ascenso mediático, no han dudado en lanzar una campaña de acoso y derribo que de momento no les ha salido bien.

El primer ejemplo fue la publicación de un vídeo en el que la joven congresista sale bailando en una azotea durante su etapa universitaria. Probablemente el objetivo era ridiculizarla, pero el tiro salió por la culata. La puertorriqueña respondió con un vídeo actual en el que entraba bailando a su oficina en el Congreso. Una publicación que fue un auténtico éxito y que obtuvo millones de reproducciones. Su naturalidad y su desparpajo contribuyeron de manera decisiva.

Pero los medios contraatacaron y la página web Daily Caller publicó una imagen en la que se ven los pies desnudos de una mujer en la bañera con el siguiente titular: “Aquí está la foto que algunas personas describieron como el selfie de Alexandria Ocasio-Cortez desnuda”. Una fotografía que lleva meses circulando por las redes, que no es de la recién elegida congresista y que solo se la ha atribuido porque un usuario de la red social Reddit así lo puso en un foro.

Una oportunidad de contestar que la puertorriqueña no ha dejado pasar. Ocasio-Cortez ha asegurado que los ataques que está recibiendo solo era cuestión de tiempo que ocurrieran y ha agregado que “las mujeres en puestos de liderazgo se enfrentan a un mayor escrutinio”. Una afirmación que cobra especial sentido en un periodo en el que la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca ha supuesto un claro retroceso en la reivindicación del papel de la mujer en la sociedad.

Además, la congresista ha acusado al Daily Mail de enviar a un reportero a las casas en las que viven los parientes de su novio ofreciéndoles dinero en efectivo a cambio de historias. Una muestra más de que ella se ha convertido en objetivo prioritario de la prensa conservadora. Al respecto, ha querido lamentar “el comportamiento desagradable de los medios conservadores” y ha asegurado que si quieren hacerle “un ejemplo, con gusto lo seré”, añadiendo que espera ser “un ejemplo de coraje, dedicación y persistencia”.

No cabe duda que hasta el momento ha sido capaz de defenderse muy bien e incluso su popularidad en la sociedad ha aumentado, pero parece que estos ataques no se van a detener. Probablemente se estén produciendo simplemente por su destacado ascenso, que puede llegar a convertirla próximamente en una de las grandes líderes de los demócratas. Está por ver si ella continúa saliendo al paso con la misma elegancia y serenidad o termina entrando al juego republicano.