La Bolsa preocupa pero no disuade a quienes planean su jubilación

·Colaboradora
·4 min de lectura
En plena incertidumbre económica, quienes tienen planes de largo plazo están mirando hacia adelante, manteniendo la inversión y el ahorro (Foto:Getty)
En plena incertidumbre económica, quienes tienen planes de largo plazo están mirando hacia adelante, manteniendo la inversión y el ahorro. (Foto:Getty)

La inflación es alta, las tasas de interés suben agresivamente y pueden desacelerar al punto de la recesión a la economía. Mientras tanto, los mercados han visto las garras al oso que señala una tendencia bajista y acarrea fuertes pérdidas a los inversores. Ante esta situación y según un reciente informe de Fidelity Investment mas de la mitad de los trabajadores americanos indican que están “extremadamente o muy preocupados por la salud y estabilidad de la economía”.

La general y la personal. Una preocupación que se refuerza cuando se reciben las notificaciones de los planes de ahorros para la jubilación y se ve que los balances no hacen más que bajar — algo lógico dada la situación de los mercados—. Los datos de esta firma, líder en estos tipos de planes, muestran que el balance medio de los IRA ha caído un 17.9% con respecto al mismo trimestre del año pasado, el de las cuentas 401k, un 20% y el de las 403b (planes para personal de educación pública o non profits) un 18%.

No obstante, quienes tienen planes de largo plazo están mirando hacia adelante, manteniendo la inversión y el ahorro, según se desprende del informe del segundo trimestre de esta firma.

Según lo observado hasta el 30 de junio las tasas de ahorros continuan subiendo a niveles récord en las cuentas 401k (planes asociados al contrato laboral como parte de los beneficios en las compensaciones). “A pesar de la volatilidad del mercado continuamos viendo contribuciones continuadas de ahorradores y sus empleadores”, explican en esta firma.

LEER TAMBIÉN:

La tasa de ahorro total en el segundo trimestre en los 401k está en el 13.9% de los ingresos, no demasiado lejos del objetivo del 15% recomendado por los expertos en finanzas personales.

Ahorrar para la jubilación es cosa de jóvenes

Es más, Fidelity está registrando un aumento interanual del 10.6% en la apertura de apertura de cuentas IRA (gestiona 12.8 millones de cuentas de planes de ahorros para la jubilación personales).

Dada la naturaleza de este tipo de ahorro, por la necesidad de trabajar en él a largo plazo, planear la jubilación es cosa de jóvenes y en este sentido y con respecto al segundo trimestre del año pasado, en el de 2022 el número de cuentas IRA de los más jóvenes (Gen Z, nacidos entre 1997-2012) han aumentado un 87% y entre los mileniales (1981-1996) un 24%.

“Los ahorros para la jubilación son para la mayor parte de los trabajadores parte de su situación financiera”, explica Mike Shamrell, vicepresidente de Thought Leadership de Fidelity que recuerda además las ventajas fiscales de este tipo de ahorro.

“Hemos visto como las tasas de contribución [a los planes de ahorro] han ido incrementándose desde hace dos décadas y eso es una indicación de que la gente entiende la importancia de ahorrar a un ritmo saludable y que es la mejor manera para alcanzar sus objetivos de ahorros para la jubilación”, cuenta Shamrell.

Para mantener la calma ayuda pensar que en el largo plazo habrá momentos de subidas que compensen las bajadas como está ocurriendo en estos momentos.

De hecho, los mejores días de los mercados se registran cuando se da el definitivo salto hacia el fin de la tendencia bajista.

“Uno no quiere haber movido su dinero, los ahorros a un plan más conservador para que luego los mercados se den la vuelta hacia arriba. En ese caso se pierden los beneficios de ese crecimiento”, explica este experto de Fidelity haciéndose eco de algo que se escucha mucho entre gestores: cuando los mercados se recuperan, ocurre rápidamente y hay que estar preparado.

En el último periodo de volatilidad, en 2020, el primer trimestre de caídas fue seguido de un rebote de dos dígitos en todos los balances de cuentas para el final de año estaban en máximos récord.

Con todo hay quien hace cambios. Son los menos. El 5% de quienes tienen un 401k o 403b han hecho movimientos para optar por una aproximación más conservadora y menos arriesgada de inversión. Shamrell dice que si se va a hacer un cambio en la inversión “que sea parte de la estrategia a largo plazo y no una reacción a la volatilidad del mercado”.

No obstante, no es lo mismo tener la cabeza fría viendo caer los balances cuando se tiene 30 años que cuando se tiene 60 o 65 y se está más cerca de empezar a poder hacer uso de ese dinero. “Es importante recordar que estos ahorros van a ser necesarios durante años, una vez que uno se retira. Es necesario que los ahorros duren 5, 10 o más años y eso obliga a mantener la visión del largo plazo” explican en Fidelity. La ansiedad es inevitable, pero en este tipo de ahorro, hay que esperar que el tiempo vuelva a ser un aliado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

¿Cómo te afecta un aumento en las tasas de interés?