Kia Sportage, Mazda CX-5 y Nissan Qashqai: se busca SUV para todo

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Buscamos SUV para todo: Sportage, CX-5 o QashqaiChristian Colmenero - Car and Driver

¿Tienes familia? ¿Perros? ¿Viajas frecuentemente? Seguro que has pensado que un SUV es el coche ideal. No vas mal encaminado porque mucha gente piensa igual. Cierto que el uso off road que se le da a este tipo de vehículos es testimonial, lo que da para un debate, pero gustan por imagen y por esa postura elevada que te permite ver todo.

Los protagonistas que traemos hoy a CarandDriver.es son tres de los todocaminos que copan la actualidad debido a que dos de ellos son nuevos (Nissan Qashqai y Kia Sportage) y uno ha renovado interesantemente su línea (Mazda CX-5). Tenemos todos los ingredientes para enfrentarlos, así que ¡al lío!

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

Breve introducción

El último en llegar es el renovado Mazda CX-5. Dentro de las mejoras introducidas, destacan la nueva firma lumínica, que recuerda a la de BMW (curioso detalle para posicionar a la marca en un segmento superior), y el sistema multimedia. Aquí puedes ampliar la información de todas las mejoras presentes en el coche.

En el caso de los Kia Sportage y Nissan Qashqai, son nuevas generaciones que destacan por mejoras en la calidad percibida y en la eficiencia energética. Si pinchas en los nombres de cada uno, tendrás acceso a los artículos correspondientes en los que te contamos todo sobre ellos para que tengas la máxima información posible.

Lo cierto es que, juntos, es como mejor se aprecia el salto que han dado estos vehículos. Han crecido de tamaño y en tecnología, y como era de esperar, de precio, cosa que puede hacer que te echen para atrás, ya que se mueven en horquillas de 40.000 euros. Pero es verdad que estamos ante automóviles que coquetean, en ciertos aspectos, con lo premium, como la calidad de acabados percibida. En este sentido, cualquiera de ellos cumple, si bien percibimos ese puntito extra en los acabados del Mazda y del Kia. Pero es cuestión de matices, ya que el Nissan también tiene plásticos blandos y su nivel de presentación es buena.

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

Ficha técnica del Kia Sportage GT-Line 1.6 T-GDi MHEV

  • Largo: 4,51 m

  • Ancho: 1,86 m

  • Alto: 1,64 m

  • Maletero: 562 l – 1.751 l

  • Motor: gasolina, cuatro cilindros, turbo, 150 CV, 250 Nm

  • Tracción: delantera

  • Caja de cambios: automática de siete velocidades

  • Aceleración de 0 a 100 km/h: 9,6 s

  • Velocidad máxima: 189 km/h

  • Consumo medio: 6,6 l/100

  • Etiqueta medioambiental: Eco

Ficha técnica del Mazda CX-5 Homura 2.0 SkyActive-G manual

  • Largo: 4,57 m

  • Ancho: 1,84 m

  • Alto: 1,68 m

  • Maletero: 522 l – 1.638 l

  • Motor: gasolina, cuatro cilindros, atmosférico, 165 CV, 213 Nm

  • Tracción: delantera

  • Caja de cambios: manual seis velocidades

  • Aceleración de 0 a 100 km/h: 9,9 s

  • Velocidad máxima: 192 km/h

  • Consumo medio: 7,3 l/100

  • Etiqueta medioambiental: C

Ficha técnica del Nissan Qahsqai Tekna+ DIG-T 158 CV Mild Hybrid X-Tronic

  • Largo: 4,42 m

  • Ancho: 1,84 m

  • Alto: 1,62 m

  • Maletero: 504 l – 1.447 l

  • Motor: gasolina, cuatro cilindros, turbo, 158 CV, 270 Nm

  • Tracción: delantera

  • Caja de cambios: automática de variador continuo

  • Aceleración de 0 a 100 km/h: 9,2 s

  • Velocidad máxima: 199 km/h

  • Consumo medio: 6,4 l/100

  • Etiqueta medioambiental: Eco

Espacio: no hay problemas (creemos)

Evidentemente, las similitudes en la habitabilidad son más que evidentes, sobre todo, entre el Mazda y el Kia, que son los coches con las dimensiones más parejas. Delante, nos encontramos con tres puestos de mandos sensacionales. El que más transmite la sensación de TT es el Nissan y lo hace principalmente por lo elevado que tiene el asiento, aunque no llega en ningún momento a asemejarse al nuevo Honda HR-V, el SUV con el cockpit más alto. Kia y Mazda se asemejan más en este sentido.

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

El CX-5 nos parece el todocamino que más se aproxima a un turismo tradicional debido al tacto de su dirección y a los asientos de corte deportivo, con un gran agarre lateral. Por eso, el Mazda es el más recomendable para el que prime el dinamismo, aunque luego veremos que tiene un gran pero.

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

Detrás, sí que se percibe ligera pérdida de espacio para las piernas en el Qashqai, algo lógico si tenemos en cuenta que es nueve y 15 centímetros más corto que el Kia y el Mazda respectivamente. Aunque, a pesar de la diferencia, tampoco hay un mundo entre los más grandes y el más pequeño, punto a favor para el Nissan, cuyos diseñadores han sabido camuflar perfectamente esa carencia con unos asientos no tan voluminosos y con una banqueta más que suficiente.

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

A sus mandos: fieles a sus marcas

A nivel dinámico, cada vehículo representa lo mejor de cada casa. El Kia Sportage nos ha resultado el todocamino medio que mejor se defiende en líneas generales. El Sportage es un coche muy resultón que ni es el más rápido ni el más agradable en viajes largos. Esto no quiere decir que no se haga un tramo de curvas con soltura y que los pasajeros lleguen fatigados tras un viaje de cinco horas. No. El Nissan es más confortable y el Mazda más deportivo. Mención especial para su sistema dual de mandos para el climatizador y la radio, basado en un módulo táctil que cambia la vista, una de las novedades con las que se presentó el EV6 y que poco a poco se está extendiendo al resto de Kia.

El Nissan, efectivamente, es el más cómodo del trío. La nueva plataforma sobra la que se asienta y un propulsor tremendamente silencioso y muy progresivo (y asociado al cambio X-tronic de variador), hacen de él el socio perfecto para el aburrido y complicado día a día: ir y volver del trabajo, recoger a los niños del colegio, hacer la compra… Entre sus puntos fuertes están la distribución de mandos, que es muy lógica y cuenta con mandos físicos para el climatizador, así como detalles del tipo de unos números grandes en el cuadro de mandos, un claro guiño a su público, que se ha hecho mayor (recordemos que este Qashqai es de tercera generación y el primero vio la luz en 2007).

El CX-5, como decíamos antes, es un muy buen coche para hacer kilómetros. Es el que desprende más deportividad al volante. Se siente dinámico y se enfrenta a las curvas con mucha soltura con una suspensión, en este sentido, de lo mejor del segmento. El principal inconveniente viene de su motor. Cierto que tenemos un amor platónico con este propulsor por su condición atmosférica (suena tan, tan bien… y la caja de cambios es una auténtica delicia por tacto, recordándonos a la del MX-5). Pero en términos de rendimiento, se queda por detrás de sus rivales. Incluso percibimos cierta falta de prestaciones cuando vamos cargados y toca encarar repechos en autopista, lo que obliga a bajar de sexta a quinta. Esto también se traduce en consumos algo más elevados de lo esperado, con medias de 6,5 litros a 7,0 a los 100, valores obtenidos tras una conducción tranquila y de tipo mixta.

Sus dos rivales consiguen registros entre 6,0 y 6,5 en igualdad de condiciones, aunque en todos ellos es fácil que marquen medias entre siete y ocho litros en el caso de usarlos frecuentemente por ciudad o por autopistas.

Precio y equipamientos de los SUV

Para nuestras pruebas, las marcas nos han facilitado coches con los equipamientos más altos disponibles en la actualidad. No obstante, los tres fabricantes ofertan estos coches con estas mismas mecánicas con niveles más básicos, y del orden de 3.000 euros más asequibles, por lo que se vuelven más interesantes al bajar de la barrera de los 40.000 euros (de los 35.000 euros en el caso del CX-5).

  • Kia Sportage GT-Line 1.6 T-GDI MHEV 150 CV automático, 41.040 euros

  • Mazda CX-5 Homura 2.0 SkyActiv-G 165 CV manual, 37.673 euros

  • Nissan Qashqai Tekna+ DIG-T 158 CV Mild Hybrid X-Tronic, 41.000 euros

La terminación GT Line del Kia incluye techo solar panorámico, audio Harman Kardon, llantas de 19 pulgadas, apertura eléctrica del portón, avisador de ángulo muerto, asientos delanteros ventilados y calefactados, faros led, cámaras de 360 grados, cuadro de mandos de 12,3 pulgadas, multimedia de 12,3 pulgadas, arranque por botón, reconocimiento de señales…

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

Homura, por su parte, se distingue por un aspecto también llamativo, como el caso del Kia, con llantas de 19 pulgadas y espejos retrovisores en negro, iluminación interior, tubos de escape deportivos y costuras rojas como elementos destacados en el apartado estético, y radio digital, cargador inalámbrico, multimedia con siete pulgadas y conectividad AppleCarplay y Android Auto, cámara de marcha atrás, avisador de ángulo muerto, detector de fatiga, frenada de emergencia, kit reparapinchazos, arranque en pendiente y climatizador bizona como equipamiento estrella.

En el caso de Tekna+ del Nissan, lleva de serie llantas de 20 pulgadas Shogun, asientos con piel Zeitaku y sintética vegana, faros antiniebla led, cuadro y multimedia con pantallas de 12,3 pulgadas respectivamente, mantenimiento en el carril, Bose con 10 altavoces, climatizador bizona, control de crucero adaptativo, Head up Display, barras en el techo, cristales traseros oscurecidos, volante y asientos delanteros calefactados, techo cristal panorámico…

kia sportage, nissan qashqai, mazda cx5
Christian Colmenero - Car and Driver

Valoraciones

A favor del Kia Sportage GT-Line MHEV: Imagen. Salto cualitativo percibido. Coche práctico de verdad.

En contra del Kia Sportage GT-Line MHEV: Precio de venta elevado. Consumo de combustible ligeramente alto.

A favor del Mazda CX-5 Homura 2.0 SkyActiv-G: Imagen entre deportiva y señorial. Postura de conducción. Tacto del cambio de marchas.

En contra del Mazda CX-5 Homura 2.0 SkyActiv-G:Precio de venta elevado aunque más contenido que el de sus rivales. Pantalla pequeña del sistema multimedia. Motor atmosférico.

A favor del Nissan Qashqai Tekna+ DIG-T: Puesto de conducción. Agrado de uso. Sensación de estar en un coche más grande y caro.

En contra del Nissan Qashqai Tekna+ DIG-T: Precio de venta elevado. Imagen algo más impersonal que generaciones anteriores.