Keiko Fujimori guarda silencio con la Fiscalía porque "no hay garantías" en Perú

En la imagen, la líder opositora peruana Keiko Fujimori. EFE/Ernesto Arias/Archivo

Lima, 25 nov (EFE).- La encarcelada líder opositora peruana Keiko Fujimori se acogió este lunes a su derecho a guardar silencio cuando iba a ser interrogada en el marco de la investigación que se le sigue por presunto lavado de activos porque, según dijo, "no existen las garantías mínimas de respeto al debido proceso".

"No es casualidad que haya programado mi declaración en la semana decisiva que el TC (Tribunal Constitucional) está debatiendo mi libertad", señaló Fujimori en un mensaje publicado en sus redes sociales en el que aludió al fiscal José Domingo Pérez, quien dirige las investigaciones en su contra.

La líder del partido Fuerza Popular agregó que decidió que no iba a prestarse "al juego perverso de un fiscal que quiere escribir un nuevo capítulo de su serie de abusos y atropellos".

APORTES SECRETOS DE EMPRESARIOS

El interrogatorio había sido programado por el fiscal Pérez en la cárcel de mujeres de Lima, donde Fujimori está recluida desde hace más de un año, tras la revelación de que grandes corporaciones privadas aportaron millonarios aportes económicos al partido de Fujimori para su campaña presidencial de 2011.

Entre ellos se encuentran el presidente del Grupo Gloria, Vito Rodríguez, quien tiene operaciones en toda Latinoamérica, y Dionisio Romero, presidente del directorio del grupo Credicorp, quien dijo que entregó 3,6 millones de dólares en efectivo y que guardó reserva sobre esa operación "por temor a represalias".

Fujimori confirmó luego la donación de Romero, pero aseguró que "la reserva de los aportes de campaña privados fue un compromiso" asumido por ella, que respetó "hasta las últimas consecuencias".

Tras el fallido interrogatorio, el fiscal Pérez confirmó a los periodistas que Fujimori se acogió a su derecho a guardar silencio, que es una prerrogativa contemplada en el Código Procesal Penal.

"Se dio por terminada la diligencia y se levantó el acta correspondiente", acotó.

ACUSA AL FISCAL

Casi en simultáneo, la líder opositora publicó una comunicación en la que aseguró que "durante más de 19 años" ha colaborado con la justicia de su país, y que en este caso específico lleva cuatro años asistiendo a declarar "las veces que he sido requerida".

"Lamentablemente, la actitud del fiscal a cargo de mi caso ha estado marcada por la violación sistemática del debido proceso, mientras ocultaba documentación reservada a mi defensa, la filtraba en simultáneo a los medios cada vez que se iba a decidir algo importante", indicó.

"Es por este motivo que voy a ejercer el derecho a guardar silencio que le asiste a todo procesado", ratificó.

A LA ESPERA DEL FALLO TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

El Tribunal Constitucional (TC) de Perú decidirá esta semana un recurso presentado por Sachi Fujimori, hermana de Keiko, para pedir la liberación de la líder opositora, quien cumple 18 meses de prisión preventiva por un presunto lavado de activos vinculado con la empresa Odebrecht.

El TC comenzó el martes pasado el debate de la ponencia de ese caso, realizada por su presidente, Ernesto Blume, y anunció que durante esta semana "se conocerá el sentido y los alcances de la decisión respectiva".

Según medios locales, Blume ratificó una propuesta, que ya había preparado con antelación, a favor de que se declare fundado el pedido para que Fujimori continúe la investigación en su contra en libertad.