La Justicia de Brasil acepta la denuncia contra el expresidente paraguayo Cartes

En la imagen un registro del expresidente paraguayo, Horacio Cartes. EFE/Andrés Cristaldo/Archivo

Río de Janeiro, 9 ene (EFE).- La Justicia brasileña aceptó la denuncia presentada por la Fiscalía contra el expresidente paraguayo Horacio Cartes por integrar una organización delictiva dedicada al lavado de dinero, confirmaron este jueves fuentes oficiales.

El juez Marcelo Bretas, del 7° Tribunal Penal Federal de Río de Janeiro, acogió la denuncia presentada el pasado mes de diciembre por la Fiscalía brasileña contra un total de 19 personas, entre ellas Cartes, por delitos supuestamente cometidos por una red que operaba entre Brasil, Paraguay y Uruguay.

En la lista también figura Darío Messer, considerado el "mayor cambista de Brasil", amigo personal de Cartes y quien fue detenido en Sao Paulo en julio pasado en el marco de investigaciones realizadas por la operación anticorrupción Lava Jato.

Por este mismo asunto, el juez Bretas llegó a dictar una orden de captura y prisión preventiva contra el expresidente paraguayo en noviembre pasado, pero la misma fue posteriormente anulada por un juez de un tribunal superior.

El recurso que anuló esa orden fue dictado por el magistrado Rogério Schietti, del Superior Tribunal de Justicia, quien consideró que no existían "razones que justifiquen" la prisión preventiva del político paraguayo, que gobernó su país entre 2013 y 2018.

Cartes es investigado en Brasil por la Lava Jato, una operación que ha destapado enormes redes de corrupción tanto en el país como a nivel trasnacional, pero, según el juez Bretas, además de participar en la red corrupta, el expresidente paraguayo "ayudó" al cambista Darío Messer a huir de la Justicia y a ocultar un vasto patrimonio obtenido de forma ilegal.

En su denuncia, la Fiscalía consideró que la organización criminal estaba dividida en tres grupos -el financiero, el operacional y el político- y que practicaba delitos contra el sistema financiero, evasión de divisas, blanqueo de capitales y corrupción activa y pasiva, entre otros.

La Fiscalía encuadró a Cartes en el núcleo político, el cual sería responsable por mantener las actividades de la organización y su impunidad gracias a su influencia en el Gobierno y en las esferas de poder.