A Juanma Moreno le llueven las críticas por un detalle más que evidente en su discurso

·3 min de lectura

Juanma Moreno ha hecho balance del año en Andalucía y no faltado ocasión para sacar pecho por su gestión. A meses de unas elecciones autonómicas, el presidente de la Junta ha defendido el crecimiento de la región, que será este próximo año mayor “que la media de España”.

Su discurso por Navidad, pronunciado en el interior de la taberna ‘Granados’, en Granada, ha llamado mucho la atención por su contenido pero también por su puesta en escena. El hecho de celebrarlo en un bar ha generado numerosos comentarios, entre aplausos por salirse de lo habitual y darle peso a la hostelería y críticas de quienes le reprochan no haberlo hecho en un centro sanitario.

Pero la elección del local, un “gesto” que Moreno ha querido tener con un sector muy dañado por la pandemia, ha quedado en un segundo plano por un detalle más que evidente del discurso.

Juanma Moreno ha hablado desde dentro del bar (al lado de una pareja que consumía en una mesa detrás de él) y ha estado todo el rato sin mascarilla, algo que los usuarios le han reprochado, por no cumplir con las normas. La ley establece que la mascarilla es obligatoria en el interior de bares y restaurantes salvo en el momento en el que se va a comer o beber... cosa que no ha hecho el presidente hasta justo el final del mensaje, cuando se ha echado una caña.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente