Juan Antonio Bardem, centenario de un cineasta militante y renovador

·5 min de lectura
Juan Antonio Bardem, sosteniendo el Goya de Honor junto a su hijo Miguel y su hermana Pilar en el año 2002. (Photo: Andrea Comas via REUTERS)
Juan Antonio Bardem, sosteniendo el Goya de Honor junto a su hijo Miguel y su hermana Pilar en el año 2002. (Photo: Andrea Comas via REUTERS)

Juan Antonio Bardem, sosteniendo el Goya de Honor junto a su hijo Miguel y su hermana Pilar en el año 2002. (Photo: Andrea Comas via REUTERS)

Primer español nominado a un Oscar y figura cumbre del cine de autor europeo de la década de los 50 y 60, este miércoles se cumple el centenario del nacimiento de Juan Antonio Bardem (Madrid, 1922-2002), director de películas como Muerte de un ciclista (1955) y Calle mayor (1956).

Filmoteca Española, Cineteca, la Seminci de Valladolid y la plataforma Flixolé son algunas de las entidades que celebrarán el aniversario con una programación especial dedicada al cineasta, distinguido por su compromiso sociopolítico en su cine y en su vida.

A lo largo de junio, julio y agosto, Filmoteca le dedicará una retrospectiva completa que inaugurará este miércoles con una ficción sonora basada en el guion jamás rodado de la secuela de Calle Mayor, protagonizada por Lola Herrera y Joaquín Notario y realizada en colaboración con RNE.

La secuela, que se grabará en el cine Doré de Madrid a partir de las 21 horas y se retransmitirá en directo en Radio 3 y en RTVE Play, retoma los personajes de la obra original, un dardo contra los convencionalismos en las ciudades de provincia, e imagina qué ha sido de ellos con el paso de los años.

El mismo día Cineteca acogerá la proyección de un documental sobre su vida, Bardem, vitalista militante, dirigido por Alberto Bermejo y David Herranz, seguido de un coloquio con los directores y con Juan Bardem, hijo del cineasta. La película podrá verse el domingo en La 2 dentro del programa Imprescindibles.

Además, Flixolé reestrenará una copia restaurada de su opera prima en solitario, Cómicos (1954), un relato amargo y romántico sobre las compañías itinerantes de teatro que incluirá en su colección de obras maestras del cineasta.

Y ya en octubre la Semana Internacional de Cine de Valladolid recordará su figura con la proyección de Esa pareja feliz (1951), Muerte de un ciclista, Calle Mayor,Nunca pasa nada (1963), A las cinco de la tarde (1961) y El puente (1976).

Es conocido como una de las tres grandes B del cine español, junto a Buñuel y Berlanga

Hijo de los actores Rafael Bardem y Matilde Muñoz Sampedro, hermano de Pilar Bardem y tío de los actores Carlos, Mónica y Javier Bardem, Juan Antonio se inició en la profesión de la mano de Berlanga, a quien conoció en el Instituto de Investigaciones y Experiencias Cinematográfica, la primera escuela de cine.

Codirigieron Esa pareja feliz, una comedia protagonizada por Fernando Fernán Gómez y Elvira Quintilla sobre las estrecheces de un matrimonio que sueña con que su vida cambie a raíz de ser seleccionado para una promoción de una marca de jabones.

En 1955 Bardem estrenó una de sus obras más aclamadas, Muerte de un ciclista (1955), un drama con tintes de cine negro con el consiguió el Premio de la Crítica Internacional (FIPRESCI) en Cannes, una historia que ruborizó a la burguesía franquista sobre un profesor y su amante, una mujer casada, que atropellan a un ciclista y deciden ocultarlo para que no se descubra el adulterio.

Al año siguiente, Calle Mayor volvió con el FIPRESCI del Festival de Venecia y en 1958 La venganza, un canto a la reconciliación en el seno de una cuadrilla de segadores, fue seleccionada por el Festival de Cannes, además de convertirse en la primera película española nominada a un Oscar.

Bardem también es coautor del guión de Bienvenido Mr. Marshall (1953) y de Sonatas (1957), con textos de Valle Inclán y donde intervinieron María Félix, Aurora Bautista, Fernando Rey y Paco Rabal.

Su militancia en el Partido Comunista le ocasionó continuos enfrentamientos con la censura franquista

Su militancia en el Partido Comunista le ocasionó continuos enfrentamientos con la censura franquista, hasta ser relegado casi al ostracismo. Por mantenerse en activo, participó en coproducciones menos personales hasta la llegada de la democracia.

De la década de los años 70 son Varietés (1970) -con Sara Montiel y Vicente Parra-, La isla misteriosa (1971) -con Omar Shariff-, La corrupción de Chris Miller (1971) -con Marisol-, El poder del deseo (1975) -también con Marisol-.

Con la libertad volvió a su cine más comprometido, con El puente, una road movie en moto protagonizada por Alfredo Landa que muestra los cambios de la Transición o Siete días de enero, basada en la matanza de los abogados de Atocha y premiada en el Festival de Moscú.

Con La advertencia (1982) se despidió del cine durante once años hasta que en 1997 regresó con Resultado final, protagonizada por Mar Flores y en 1998 con el largometraje Lorca, muerte de un poeta (1998), del mismo título que la serie que hizo para televisión.

Para la pequeña pantalla, además de Lorca, muerte de un poeta, rodó Los Episodios Nacionales (1989) -codirigida con Antonio Betancor y Angelino Fons- y El joven Picasso (1992) por la que recibió en 1994 la Medalla de Oro del Festival de Nueva York en su apartado de miniseries.

Conocido como una de las tres grandes B del cine español, junto a Buñuel y Berlanga, su carrera profesional fue premiada con la Medalla de Oro de las Bellas Artes, la Espiga de Oro especial de SEMINCI o el Goya de Honor por toda su carrera cinematográfica en 2002, año en el que falleció con 80 años.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente