"La bolsa estadounidense será aplastada en la próxima recesión", según Jeffrey Gundlach

Jeffrey Gundlach, CEO de DoubleLine Capital, durante un evento en Nueva York. REUTERS/Brendan McDermid

El influyente inversor de bonos, Jeffrey Gundlach, director ejecutivo de DoubleLine Capital, valorada en 150.000 millones de dólares, ve un escenario en el que las acciones estadounidenses serán aplastadas en la próxima recesión; y probablemente no se recuperen en un futuro cercano.

Incluso con los puntos de referencia de Wall Street a solo unos días nuevos récords históricos, el experto en inversiones a la baja declaró que “el patrón de Estados Unidos superando al resto del mundo ya ha llegado a su fin”.

En una entrevista exclusiva con Yahoo Finance, Gundlach señaló que 2019 fue uno de los años “más fáciles” para los inversores “casi en cualquier cosa… tire un dardo y conseguirá un aumento del 15-20 %, no solo en Estados Unidos, sino también en las acciones de todo el mundo”.

Por varias razones, Gundlach advirtió es probable que el patrón no dure para siempre. Añadió que los inversores deberían considerar un patrón que él destaca en su “gráfico del año”, en el que divide el mundo en cuatro regiones ‒Estados Unidos, Japón, Europa y Mercados Emergentes‒ y se fija en los principales índices bursátiles.

Lo que esto muestra es un patrón en el que los índices Nikkei 225 (^N225), Euro Stoxx 50 Index y MSCI Emerging Markets alcanzaron niveles máximos antes de una recesión, pero nunca se recuperaron al nivel previo a la recesión. Según Gundlach el S&P 500 Index (^GSPC) podría correr la misma suerte en Estados Unidos.

El director ejecutivo de DoubleLine Capital, Jeffrey Gundlach, dice que este es el “gráfico del año”.

“¿Entonces dónde nos encontramos hoy? Hoy tenemos un S&P 500 que lleva matando a todos los demás durante los últimos diez años, un rendimiento casi un 100 % superior en comparación con la mayoría de los otros mercados bursátiles”, explicó a Yahoo Finance.

“Creo que el patrón se repetirá”, dijo Gundlach, quien se ha pasado la mayor parte de 2019 advirtiendo de una recesión antes de las elecciones de 2020.

“En otras palabras, cuando llegue la próxima recesión, Estados Unidos será aplastado y no volverá a recuperarse a los niveles máximos que hemos visto, en los que estamos fluctuando en este momento, probablemente por el resto de mi carrera, eso es lo que creo que va a pasar”, añadió al tiempo que sugería que no se verá una recuperación durante años.

Si bien el rey de los bonos espera una rotación en las acciones que no son de Estados Unidos, también cree que el dólar estadounidense, que ha estado “notablemente estable” en 2019, en algún momento se debilitará cuando los inversores comiencen a preocuparse por el masivo gasto en deuda federal.

"Creo que en la próxima recesión el dólar caerá debido al problema del déficit de Estados Unidos y que a los inversores les convendrá más tener acciones en mercados de valores extranjeros en lugar de en el mercado estadounidense para lidiar con la próxima recesión”, agregó Gundlach.

Artículos relacionados que te pueden interesar:


Julia La Roche