Jean-Paul Belmondo, un icono de estilo y de la 'nouvelle vague'

·2 min de lectura
(Photo: AFP via Getty Images)
(Photo: AFP via Getty Images)

El cine galo está de luto este lunes. El icono de la nouvelle vagueJean-Paul Belmondo ha fallecido a los 88 años, tal y como ha informado su abogado a la agencia AFP.

Conocido para muchos como el “feo más atractivo del cine galo”, Belmondo se convirtió en todo un referente de estilo gracias a sus papeles en las cintas de Jean-Luc Godard Al final de la escapada, À bout de souffle o Pierrot le fou.

Su particular estilo tampoco se pasó por alto en la época, su elegante forma de lucir básicos como gabardinas, jerséis de cuello vuelto o bañadores con su característico cigarro en la boca y su atlético físico le convirtieron en todo un icono de la moda de los 60 y 70. Estas son algunas fotos para recordarlo.

El intérprete saltó a la fama gracias al cineasta y ambos se convirtieron en una dupla icónica del séptimo arte francés. Pero más allá de ahí, el físico de Belmondo le valió la etiqueta de casanova, tal y como confesaría él mismo en sus memorias.

“Por mis brazos, en la pantalla, pasaron las mujeres más guapas de la época. Tan solo Brigitte Bardot, pese a unas pruebas muy convincentes, ¡escapó a mi poder de seducción!”, confesó el actor en su biografía Mil vidas mejor que una.

Más allá de sus amoríos Belmondo estuvo casado en varias ocasiones. Su primera mujer fue Élodie Constant, con la que se casó a los 21 años y tuvo tres hijos. En 1965 conoció a la actriz Ursula Andress en el set de rodaje de Las tribulaciones de un chino en China con la que rompió después de que llegase borracho de ver un combate de boxeo.

Belmondo, con Claudia Cardinale, en una imagen de archivo. (Photo: via Associated Press)
Belmondo, con Claudia Cardinale, en una imagen de archivo. (Photo: via Associated Press)

A ella le siguieron la italiana Laura Antonelli, la brasileña Carlos Sotto-Mayor y la corista Natty Tardivel, con la que tuvo a su hija Estella y con la que se casó en 2002 y se divorció en 2008. Su última pareja conocida fue Barbara Gandolfi, exconcursante de la edición belga de La isla de la tentación, de 46 años.

Precisamente su físico que le dio la fama de dandi y su particular nariz quebrada se la debía al boxeo, su afición de juventud que practicó durante años, que le propiciaron golpes imborrables en la cara que después usó para interpretar muchos roles en el cine de acción.

Prueba de ello es que, tras su papel en la cinta El hombre de Rio (1965), su capacidad para interpretar él mismo los papeles de acción orientó su carrera a un cine más comercial que el de la nouvelle vague, dedicándose especialmente a películas de este género y de comedia.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente