Jaime Altozano triunfa con un experimento social en Twitch para aprovechar mejor tu tiempo en época de confinamiento

Jaime Altozano, uno de los youtubers más famosos de España, ha inventado un sistema de trabajo que va a hacer que miles de personas puedan aprovechar mejor su tiempo en esta época de confinamiento. Y lo ha conseguido mediante un experimento social de lo más curioso.

Altozano ha creado un programa en su canal de la plataforma Twitch para que sus seguidores puedan trabajar con él todas las tardes. El sistema es una especie de sala de estudio virtual en la que decenas de personas se reúnen para hacer sus tareas juntas. Y por las jornadas que llevan funcionando, parece que el sistema es un éxito.

Jaime Altozano (Youtube)

Jaime Altozano es un youtuber especializado en música clásica. En sus vídeos, que acumulan millones de reproducciones, explica de forma amena temas complejos sobre compositores, sobre estilos musicales o incluso sobre éxitos pop o de reguetón o bandas sonoras de series o películas.

Algunos de sus vídeos como el que explica la banda sonora de 'Harry Potter' lleva casi tres millones de reproducciones, mientras que su explicación sobre los éxitos de Rosalía supera lo cinco millones. Todos sus vídeos merecen la pena por mezclar a la perfección lo divulgativo con el entretenimiento.

Ahora con sus sistema de estudio compartido, quiere ayudar a todos aquellos que estén teniendo problemas de concentración durante la cuarentena. ¿Cómo? Con un sistema que mezcla el estudio con los juegos y con factores sociales que ayudan a mantener el ánimo.

La mecánica del sistema de Jaime Altozano

El experimento social de Jaime Altozano sucede en su canal de Twitch, (es necesario abrirse una cuenta, es gratuito) la plataforma pensada para los aficionados a los videojuegos, y funciona así:

1) 10 minutos de presentación a las 16:00.

2) Bloque de trabajo de una hora y 10 minutos en el que Jaime Altozano trabaja y suena música de fondo.

3) Más tarde, un descanso de 10 minutos.

4) Luego otro bloque de trabajo de una hora y 10 minutos

5) Para terminar, una charla final de media hora

6) El horario es de lunes a viernes a las 16:00. De lunes a jueves serán sesiones de trabajo y los viernes serán de trabajo o de charla.

Los resultados son espectaculares. Al menos, eso es lo que dicen los seguidores de este joven en Twitch, que aseguran que este plan de trabajo les ha servido para poder realizar tareas pendientes que tenían en esta cuarentena o incluso aprender japonés.

¿A quién va dirigido este experimento social?

Básicamente, a todos los que estén teniendo problemas para concentrarse durante esta cuarentena que parece no tener fin. Jaime Altozano ha realizado una encuesta para saber a qué se dedican sus seguidores. Al parecer, un tercio está en el instituto, otro tercio va a la universidad y otro tercio más entre sus seguidores y los restantes quieren profundizar en un hobbie o son programadores o freelance.

En la pantalla de Jaime Altozano aparece información como el tiempo que queda para pasar al siguiente bloque, el título de la canción que está sonando o las personas que están trabajando justo en ese momento. Los participantes también pueden enviar imágenes de lo que están trabajando. Además, un contador recopila todas las horas de trabajo que suma la comunidad: si hay 129 personas trabajando durante una hora, eso suma un total de 129 horas.

Y por si fuera poco, además el sistema otorga un estatus a todos los participantes en función de las horas que lleven trabajando. Por ejemplo, si uno lleva tres horas porque ha empezado, será un novato. Si va sumando más tiempo, llegará a se considerado un experto. Sí, como si fuera un videojuego. Toda esta información está pensada para motivar a los participantes a que sigan con sus tareas y no se despisten.

¿Por qué transcurre en Twitch?

Precisamente por esa mecánica de videojuego Jaime Altozano ha elegido Twitch, una plataforma pensada para que los jugadores de todo el mundo retransmitan en directo sus partidas y conecten entre ellos.

La idea de Jaime Altozano es genial y está funcionando porque ha convertido una tarea tediosa -ya sea el trabajo o el estudio- en un juego. Y además ha conseguido crear una comunidad para que la gente que participe no se siente sola.

Además, ese aspecto social se ve potenciado por una columna de chat en la que los participantes pueden hablar, pero no para perder el tiempo, sino para darse ánimos mediante dos emoticonos principalmente: un toro, que significa que están motivados, y un oso, que significa que no están teniendo un buen día de trabajo... Y muchos más iconos y emblemas que tienen su significado y su sentido dentro de esta comunidad.

El objetivo final es que decenas de personas acudan a esta sala de estudios virtual y logren sus objetivos laborales y escolares de una forma amena. Y parece que viendo la reacción de los que lo han probado, el sistema de Jaime Altozano es un éxito.

Más historias que te pueden interesar:

El confinamiento por el coronavirus podría tener estos mortíferos efectos secundarios

Dónde descargar libros gratis para pasar mejor la cuarentena por coronavirus